Viajes
Suscríbete

aragón es extraordinario

Torrollones a millones en Alberuela de Tubo

Las singulares formaciones rocosas presiden el paisaje monegrino en este término, con diversas posibilidades de paseo para conocerlas a fondo

Pónganse en situación. Si tienen cierta edad, de 40 años para arriba, ustedes crecieron admirando el talento cinematográfico de John Ford. Al principio, de manera inconsciente: luego, si la curiosidad fue picando, la inconsciencia devino en reverencia, con su estrella John Wayne como principal vehículo de expresión en ‘La diligencia’ o el inolvidable James Stewart en ‘El hombre que mató a Liberty Valance’. El género del ‘western’ sigue teniendo presencia en nuestra tierra gracias a las películas de sobremesa de Aragón TV, que presiden muchos arranques de tarde en los pueblos. Esas películas necesitan, indudablemente, de escenarios apropiados; en Los Monegros abundan estos espacios, de los que la publicidad se enamoró hace tiempo, y en la zona de Alberuela de Tubo se reflejan de manera muy especial en los torrollones.

Hay quien les llama simplemente tozales, pero la denominación de torrollones se ajusta sobre todo a la estampa monegrina. Son formaciones rocosas de arenisca y lutitas con forma de torreón, que han quedado aisladas por los efectos de la erosión y han adoptado formas caprichosas, que en algunos casos parecen sostenerse de manera inverosímil. Junto a ellos aparecen figuras emparentadas en forma de columnas, donde ese efecto de la erosión (el viento no escasea precisamente en la zona) ha tenido una materialización escultora.

El paisaje de los Monegros ha cambiado notablemente desde la llegada del regadío, y entre los cultivos tiene mucha presencia la alfalfa y el maíz, dato que confiere un componente cromático muy notable a la caminata. Con el paso de las estaciones, ese factor va cambiando de matices, lo que supone un aliciente extra para completar el recorrido.

Sendero paradigmático

En Alberuela de Tubo hay restos de una fortaleza musulmana que domina la vista de la localidad; además, está la ermita de la Virgen del Castillo. Siguiendo con el símil de la película ‘western’, y diversificando el tiro, la zona también tiene argumentos históricos en forma de vestigios para saltar a otras épocas más remotas. En el llano se completa el paseo hasta la cercana Sodeto con una profusión notable de estos torrollones.

Para conocerlos a fondo hay una ruta circular que parte del entorno de la Gabarda y recorre cuatro kilómetros, con río contiguo y dificultades diversas para todo tipo de andarines. Parte del mirador del Parque de la Gabarda y sigue por Valdeolivar, Repisa, Castillo, el Torrollón número 3, el paso Bajo Torrollón del Castillo, la Aguja del Abuelo y el Agujero de Roca, antes de regresar al punto de partida.

Si se quiere hacer la cosa un poco más larga, imitando a un Wayne que busca nuevas tierras para su ganado en el condado vecino, se puede seguir la marcha hacia el Embalse del Torrollón, cerca de Marcén (pedanía de Lalueza); se trata de un embalse construido a principios de la década de los 80 y alimentado por el Canal de Flumen. No hay peligro de saetas apaches desde los escarpados riscos, pero sí de agujetas en caso de no haberse pertrechado para emprender la marcha. Huelga decir que el paisaje es una tentación continua para las fotografías; nadie debe hacer reproches al que caiga en ella.

Gabarda Aventura, un lugar para soñar, volar, reír y hasta casarse

El término gabarda alude al escaramujo o rosal silvestre. En Alberuela de Tubo, la alusión es al parque de aventura más visitado de la zona. Javier Repollés es uno de sus responsables. “Ahora funcionamos con reserva previa en los teléfonos 974 107 017 y 678 793 366 o lagabarda.com, debido a las actuales circunstancias; necesitamos el número de visitantes prefijado, para mantener el control de los grupos, tanto en las actividades como en las comidas. Con estas medidas, la diversión se abre igualmente paso”.

El parque funciona desde 2003 con el municipio como responsable, y la actual gestión se hizo cargo en 2009, tras un año de manejo mixto público-privado. “La temporada escolar es casi el 60% del volumen anual, y este año se perdió. La situación geográfica hace que el verano no sea nuestro fuerte, sino los grupos escolares, familiares y asociativos de finales de la primavera. En agosto la cosa ha ido similar a 2020, eso sí. Y nuestros precios son competitivos”.

Se hace un poco de todo: arco, paintball, pista americana, tirolinas y marchas senderistas. La temporada se alarga normalmente hasta el Pilar, pero Javier se plantea abrir los fines de semana de todo el mes de octubre. “El paintball de otoño es muy divertido, con menos calor, y a la lluvia –ríe– no le tenemos mucho miedo en Los Monegros. La temporada que viene es otra cosa; si pudiera ser medianamente normal y volviesen las actividades escolares, aguantaremos”. Hay cafetería y zona de comida al aire libre, techada, que incluso ha acogido bodas. “Hay tres previstas para 2021. De pronto, en una despedida de soltero, nos preguntaron si nos planteábamos las bodas; ya hemos hecho unas cuantas, y en vez de resaca hay agujetas al día siguiente. Trabajamos con Montecorvaz de Curbe en el catering y proveedores de la zona”.

Aceites Palacio, casi dos siglos de exitosa apuesta empresarial

Se pueden comprar sus productos desde cualquier rincón gracias a la red; aceite de oliva virgen extra, patés de aceituna verde y negra y olivas arbequinas y negras, todo en aceitespalacio.com. Un dato que no causa sorpresa hoy en día, pero que tiene un contrapeso curioso en el caso de esta almazara de Alberuela de Tubo; está activa desde 1838, siempre con la familia Palacio al frente. Si se atiende a los años de antigüedad del molino, la tradición del negocio aún es mayor. En las instalaciones de Palacio (situadas en el centro del pueblo) se han hecho tres actualizaciones: en 1946, cuando llegó la electricidad al pueblo, en 1964 para actualizar equipamientos y la tercera, en la que se ampliaron las instalaciones en acero inoxidable, fue en 1989 con el sistema de centrifugado y separación de sólidos y líquidos. Se distribuye tanto en minoristas como en grandes superficies.

ALBERUELA DE TUBO

Comarca. Los Monegros.

Cómo llegar. Desde Huesca, su capital de provincia, hay 40 kilómetros por la A-131.

Sodeto. Este pueblo de colonización forma parte del municipio, y tiene más población censada que la cabecera del mismo.

Las fiestas. La Virgen de agosto es la fiesta grande de Alberuela, mientras que en Sodeto es San Miguel el 29 de septiembre.

Centro de Interpretación de la Colonización Agraria. Está en Sodeto y es el único de este tipo en España.

Iglesia de San Juan Evangelista. Este templo es fruto de una reforma y ampliación efectuadas sobre un templo románico tardío del siglo XIII. La renovación sigue las pautas del gótico tardío, pese a realizarse a principios del siglo XVII.

La Lotería de Navidad. En 2011 se vendió en Grañén el Gordo ‘más gordo’ de este sorteo. La Asociación de Amas de Casa de Sodeto vendió 1200 particiones del número premiado, el 58268.

Artículo incluido en la serie 'Aragón es extraordinario'

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión