Sociedad
Suscríbete

Heraldo Joven

psicología

¿Se complica la convivencia? Cinco tips para entender y fortalecer la relación

La psicóloga Cristina Rocafort asegura que esta situación puede servir de "aprendizaje y descubrimiento" de la pareja, y ofrece varios consejos que pueden ayudar a la convivencia.

El objetivo de ambos debe ser el mismo; cuidar, trabajar y fortalecer vuestra relación.
El objetivo de ambos debe ser el mismo; cuidar, trabajar y fortalecer vuestra relación.
Pexels

Este tiempo en casa está suponiendo un reto para la convivencia de muchas parejas. Mientras unas buscan las mejores formas de sobrellevar la distancia, otras deben trabajar para que la tensión de la situación no perjudique la convivencia. Las hay que han decidido convivir durante esta cuarentena sin haberlo hecho antes, también están las que habían iniciado convivencia hace relativamente poco, las que estaban en medio de una propia crisis y las que, a pesar de convivir, se reencuentran y redescubren estos días.

"A mi me gusta orientar esta situación como una oportunidad de aprendizaje y descubrimiento, teniendo también en cuenta que para muchos la circunstancia no es fácil y conforme pasan los días la convivencia puede ser más complicada", explica la psicóloga Cristina Rocafort. "Vamos a tratar de resumir algunos tips que puedan ayudar a fortalecer la relación y generar un ambiente agradable para lo que nos quede en nuestras casas":

1. Buscad y diferenciad espacios de pareja, individuales y familiares.

Tanto el individuo de forma individual como la pareja necesita tener su espacio, por lo que debemos atender las dos partes. Para esto es clave gestionar y organizar el tiempo. Habrá parejas que tendrán que ocuparse de la casa, los niños, el trabajo. etc., y lo que se suele desatender es el tiempo para el autocuidado y a la pareja. No por estar todo el día en casa juntos significa que estemos cuidando de la relación, es necesario buscar espacios durante la semana para poder ambos “regar esa planta”, cuidar y continuar trabajando la relación o la vez de nos dedicamos un tiempo en exclusiva a nosotros. Si al final del día preguntáramos a la pareja si se ha sentido atendida por ambos, ¿qué nos respondería?, recordad que ambos tenéis la responsabilidad sobre esto.

2. Revisar y actualizar la organización de las labores.

Es probable que un principio pensáramos que esta situación iba a durar quince días por lo que establecimos una forma de organizarnos en casa, en cuestiones de limpieza, cocina, tareas de los niños, entretenimiento... etc. Sin embargo, la situación se ha alargado y os invito a preguntaros si estáis cómodo con ese reparto u organización del tiempo que se hizo al comienzo.

Como dijo Stephen Hawking, la inteligencia es la habiliad de adaptarse a los cambios, por lo que, si las circunstancias cambian, la forma de organizarnos puede que también deba replantearse. Revisad y renegociar los acuerdos tantas veces como sea necesario para que ambos os sintáis cómodos.

3. Aprovechad para recordar buenos momentos.

¿Cómo os conocisteis? ¿Cómo fueron las primeras veces que os visteis? ¿Cómo lo vivisteis cada uno? ¿Cómo os conquistasteis? Este tipo de recuerdos os llevarán al recuerdo de las sensaciones y emociones de ese momento y generaréis un buen clima para la relación.

4. Crear rituales, unen y fortalecen la pareja.

Los rituales aportan identidad y fortalecen todo tipo de relaciones, por ellos es bueno tenerlos como pareja. El confinamiento es una buena oportunidad para encontrar cosas que os gustan hacer juntos y pautar hacer cada cierto tiempo. Investigar durante toda la semana una receta y preparadla juntos, explorar sitios a los que poder viajar, investigar sobre un tema en concreto ..etc., en este aspecto no hay límites, todo lo que os guste a ambos pude convertirse en una tradición para vosotros y mantenerlo tras el confinamiento.

5. Los días malos o apáticos existen.

Es normal tener días en los que nos encontramos más apáticos y nos sentimos raros. Es clave tanto aceptar tu malestar en ciertos momentos, como los que pueda tener tu pareja. Es importante encontrar la forma en la que podamos identificar estos días y encontrar el modo de expresárselo a la pareja. En ocasiones, esa apatía se puede traducir en menos ganas de hablar o desinterés y la pareja puede interpretarlo de forma errónea.

Aprovechad para hablar de esto un día en el que ambos os encontréis bien, así crearéis un lenguaje que os facilitará comunicaros cuando no estéis pasando por un buen día.

Hablad también sobre qué necesitáis cada uno en esos momentos, haced una lista de cosas que os ayuden y os sirvan que la otra persona haga y respete y compartidla.

Sobre todo, tened presentes que ambos estáis en la misma situación y que el objetivo de ambos es el mismo; cuidar, trabajar y fortalecer vuestra relación.

¡Únete a nuestra newsletter!

¡No te olvides de apuntarte a nuestra newsletter para no perderte todas las iniciativas e historias de estos días!

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión