Despliega el menú
Sociedad

Primera derrota contra los reyes del hielo

El zaragozano Javier Zardoya narra para Heraldo.es su viaje al Polo Norte Geomagnético.

Imagen de Aitor Barrasate y Nikolay Litau
Primera derrota contra los reyes del hielo
JZ.

En el juego de ajedrez contra estos reyes del hielo en el que andamos metidos, hemos sufrido nuestra primera derrota. Era de esperar; quizás nos ayude a entender mejor las reglas implacables de este tablero.

Estos fueron los movimientos: Tras salir de Siorapaluk y alcanzar el paralelo 78 a una velocidad razonable, decidimos echar el ancla al resguardo de una isla rocosa que antecede al cabo Alexander y subir a la colina para divisar las condiciones de hielo del estrecho. Un grupo se quedó en el Northabout junto a la radio y otro emprendió la marcha a pie. Al cabo de dos horas empezó a subir una de las tres mareas que diariamente acontecen en estas aguas y los bloques de hielo flotantes que hasta entonces dormitaban empezaron su anárquico baile.

Con las largas lanzas de fibra de que disponemos intentamos desviarlos del casco de aluminio del barco, en una especie de tercio de banderillas sin publico que aplauda o se queje. Durante un tiempo, el método funcionó, hasta que un gran bloque de banquisa polar de varios cientos de toneladas hizo su aparición y se produjo el cambió de tercio. Se enganchó a la cadena del ancla y fue imposible desplazarla, lo que obligó a mover el Northabout a resguardo de la lengua flotante de hielo que se nos venía encima. Al cabo de un rato la expedición terrestre regresó con buenas noticias: un canal entre el hielo parecía abierto mas allá del cabo.

Levantamos ancla y enfilamos rumbo al norte buscando el paso que se había divisado desde la cima de la colina. Sin embargo,  nos lo encontramos bloqueado. El capitán Nicolay Litau decidió regresar de nuevo a la isla y esperar movimientos.

Allí, en uno de los turnos de guardia el hielo de la banquisa amagó de nuevo con atraparnos por lo que decidimos emprender el regreso a la aldea de Siorapaluk y refugiarnos en el fiordo Robertson desde donde planear un futuro ataque. En nuestro primer ataque nos hemos llevado magulladuras, pero ahora al menos sabemos como se mueve y ataca nuestro oponente.

Diario de Javier Zardoya

1. Arranca la aventura hacia el gran norte

2. Primeros problemas en la aventura

3. El heroico Northabout

4.- Rumbo al reino de los hielos

5.- Navegando entre icebergs

6.- Artic delicatessen

7.- A las puertas del infierno blanco

Etiquetas
Comentarios