Ocio y Cultura
Suscríbete

cine. ocio y cultura

Silvia Pradas presenta en los cines Aragonia 'La senda del pastor' un documental sobre un oficio en extinción

La zaragozana rodó a seis ganaderos de las tres provincias de Aragón y de Soria y la película se ha proyectado este viernes en los cines Aragonia.

‘La senda del pastor’ es el título del documental de la zaragozana Silvia Pradas (Zaragoza, 1991) que se ha pasado este viernes, con invitación, en sesiones de 20.30 y 22.30 en la sala 16 de los cines Aragonia. Es una película que tiene una doble ambición: es una exaltación a la profesión de pastor y es también el llanto ante un oficio que se remonta a los orígenes del hombre y corre peligro de extinción.

Silvia Pradas procede del mundo de la publicidad y del cortometraje, y ha hecho películas como ‘Nosotros’, con el actor Rubén Martínez, que se pasó en el Festival de Huesca y que ha sido seleccionada en una treintena de festivales. "‘La senda del pastor’ surge un poco por casualidad tras el diálogo que mantuve con una serie de pastores. Entendí que era un mundo fascinante y duro, y me interesó mucho", dice la urbanita Silvia Pradas.

«‘La senda del pastor’ surge un poco por casualidad tras el diálogo que mantuve con una serie de pastores. Entendí que era un mundo fascinante y duro, y me interesó mucho»

"Descubrí muchas cosas del mundo rural. De ellos, por ejemplo, que era un oficio increíble, que los pastores tenían una gran sabiduría y una gran vocación, y me quedé literalmente prendada", añade. Eso sucedió entre 2016 y 2017, y poco después inició el proceso de documentación. Paso a paso, en los archivos, en los manuales y sobre el terreno, Silvia Pradas confirmó que los pastores "han sido y son beneficiosos para el mundo rural y para el desarrollo natural. El hecho de que esta tradición esté amenazada me pareció un drama. O algo bastante trágico, y sentí la necesidad de darle visibilidad".

Preestreno de 'La senda del pastor', de Silvia Pradas, en los cines Aragonia de Zaragoza
Preestreno de 'La senda del pastor', de Silvia Pradas, en los cines Aragonia de Zaragoza
Guillermo Mestre

Pastores, pueblos, estaciones

Silvia Pradas eligió a pastores de localidades de Zaragoza, Huesca y Teruel, y también de Soria. A medida que avanzaba el guión y el proyecto, empezó a recibir ayudas. "Sí, eso fue importante. Contamos con la ayuda del Gobierno de Aragón, y luego de la Diputación de Zaragoza, de la de Huesca y finalmente se sumó también la de Teruel. A todos ellos se han  sumado el Ayuntamiento de Zaragoza y Aragón Televisión, y el Grupo Cooperativo Pastores. 

En 2018, Silvia inició el rodaje. Decidió registrar los movimientos de un año entero. "Eso era importante: se trataba de contar la vida a lo largo de las cuatro estaciones y de seguir a los pastores durante cuatro o cinco días para ver también la dureza del oficio, el manejo de los ovejas, las relaciones familiares –apunta Silvia Pradas–. Queríamos mostrar los distintos tipos de pastoreo: si pensamos en Villanueva de Gállego y Zuera, hablaríamos de las zonas esteparias; si íbamos a Viu de Linás y Broto, abordamos el pastoreo de alta montaña, y si nos vamos a Valderrobles, hablaríamos de la montaña más baja, serranía, o montaña ibérica", dice la directora, que define al verano y el invierno como los períodos más duros, y al otoño y al verano como los llevaderos.

"Eso se ha tenido en cuenta. No sabría hablar de referencias o del influjo de otros cineastas. Es una película documental que sigue a los pastores y a los rebaños, pero tiene muchos elementos cinematográficos de puesta en escena y una cuidada fotografía de Juan Plaza. En verano y primavera hemos usado tonos cálidos y apagados; en otoño e inviernos, colores fríos", explica la joven directora.

«Es una película documental que sigue a los pastores y a los rebaños, pero tiene muchos elementos cinematográficos de puesta en escena y una cuidada fotografía de Juan Plaza. En verano y primavera hemos usado tonos cálidos y apagados; en otoño e inviernos, colores fríos»

Resume: "He aprendido a respetar el mundo rural y a despejar estereotipos y la leyenda negra del campo. Hay actividades todo el año, aunque es el verano cuando hay más gente. A veces pensamos que solo en la ciudad es posible el éxito, y aquí me he encontrado con otras formas de éxito: todos esos emprendedores jóvenes que se esfuerzan por labrar su futuro. Otro detalle: el campo no es bucólico. Para vivir en él se necesita una mente muy abierta", agrega, concienciada.

Todos las historias resultan atractivas, cuando no conmovedoras. Otra conclusión de ‘La senda del pastor’ es que este ya no es un oficio solo de hombres. "En absoluto. Ya no. Antes, los rebaños eran de los hombres. Ahora hay mujeres que tienen sus rebaños, de ovejas y de vacas. Y en el documental podemos ver a dos con historias personales: Lorena Genzor, que decidió dedicarse al pastoreo con 24 años y se fue a Soria, y Lorena Palacio, que demuestra otra cosa: una mujer con estudios universitarios, formada; lo dejó todo y se trasladó al campo y ahora tiene un rebaño de cabras y otro de vacas", explica.

El deseo de Silvia Pradas y su productora es que ‘La senda del pastor’ llegue el año que viene, hacia marzo, a algunas salas comerciales. Una productora alemana distribuirá el documental por todo el mundo y "una de las cosas que nos gustaría es llevarlo, como los circos ambulantes de antaño, en una caravana y exhibirlo en distintos pueblos de Aragón", concluye Silvia.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión