Despliega el menú
Ocio y Cultura

El 'Madoz' que Javier Lambán le regaló a Pedro Sánchez

Pequeña historia del ‘Diccionario’ de Huesca, Teruel y Zaragoza, del periodista, jurista, político y geógrafo que se formó en Aragón

X
X
X

“Pascual Madoz es un personaje espectacular, interesantísimo, muy vinculado con Aragón”, dice Eloy Fernández Clemente, catedrático de Historia de la Economía, ya jubilado, y director de la ‘Gran Enciclopedia Aragonesa’, a propósito del escritor, geógrafo, juez y político Pascual Madoz (Pamplona, 1806-Génova, 1870), autor del ‘Diccionario Geográfico, Estadístico e Histórico y sus posesiones de Ultramar’, iniciado el 3 de enero de 1833 y editado entre 1845 y 1850 en 16 volúmenes. Ayer, en su cita en

La Moncloa, el presidente de Aragón Javier Lambán le entregó al presidente de Gobierno Pedro Sánchez un estuche, titulado genéricamente ‘Aragón’, con tres volúmenes: Huesca, Teruel y Zaragoza, que llevan sendas introducciones de Alberto Gil Novales, el propio Eloy Fernández Clemente y Carlos Forcadell Álvarez.

‘Aragón’ son las voces del ‘Madoz’ que pertenecen a los pueblos de la Comunidad Autónoma Aragonesa, que se extrajeron del original y se ordenaron por orden alfabético. Eloy, por ejemplo, constató que en el volumen de ‘Teruel’ había desaparecido la voz ‘Bañón’. “Sí, eso seguro. No sé si ocurrió algo semejante con alguna otra localidad. En mi texto, de 19 folios creo recordar, explicaba cuáles habían sido algunas fuentes del autor, su modo de trabajar y otras curiosidades”, indica.

El Madoz que Javier Lambán le regaló a Pedro Sánchez

Retrato pictórico de Pascual Madoz (1806-1870), realizado por el pintor José Nin y Tudó.

Recuerda Eloy que la edición se hizo desde Valladolid por el sello Ámbito, que la coordinó el académico de la Historia Julio Valdeón y que fue él quien contactó con los especialistas. La financió, al menos en parte, el Gobierno de Aragón y publicó una edición facsímil, remontada, en 1985, en los tiempos de Santiago Marraco de presidente de Gobierno y de José Bada de consejero de Cultura.

El encuestador general

Pascual Madoz dijo que había contado con 20 colaboradores y más de mil colaboradores repartidos por toda España. “No soy yo el autor del ‘Diccionario Geográfico, Estadístico e Histórico’: esta gloria corresponde a tantos y tan distinguidos colaboradores que he tenido en todas las provincias y a los buenos amigos que han trabajado en las oficinas de mi redacción, cuyos nombres, los de aquellos y los de estos, figurarán con los de los corresponsales de Cuba, Puerto Rico y Filipinas en lugar oportuno; corresponde a todos los Gobiernos que se han sucedido desde 1836 hasta el día, porque todos sin distinción de colores políticos, han secundado noble y lealmente mis esfuerzos”, decía este personaje tan poliédrico.

“Para la ‘Gran Enciclopedia de Aragón’ manejamos muchas obras de referencia: Sebastián Miñano, la Espasa, etc., pero está claro que Pascual Madoz fue clave. Hacía encuestas, escribía a los pueblos, era curioso, y su trabajo fue monumental”, insiste Eloy Fernández Clemente.

El Madoz que Javier Lambán le regaló a Pedro Sánchez

Hoja de matrícula de la Universidad de Zaragoza, en Derecho, del joven estudiante Pascual Madoz. Cortesía UZ

El historiador Antonio Peiró, responsable de Comunicación de la Universidad de Zaragoza, ofrece una auténtica delicadeza a Heraldo.es: busca en los archivos de la universidad la matrícula de Ponz y la encuentra. “Efectivamente. Pascual Madoz fue un gran personaje del siglo XIX. Hizo muchas cosas y ocupó puestos de referencia en España, promovió la Desamortización de 1855, pero yo creo que hoy sigue siendo conocido y recordado por su ‘Diccionario’. Es un instrumento fundamental por su información y sobre todo por la gran cantidad de elementos secundarios que contiene. Le pongo un ejemplo: da una lista de gremios de Zaragoza de 1849 y es la única que existe de la época”, señala el biógrafo del general Palafox.

Pascual Madoz, como anuncia más arriba Eloy Fernández Clemente, tiene muchos contactos con Aragón. Nació em Pamplona en 1806 y en 1813, con su familia, se trasladó a Barbastro y estudió en los Escolapios de la capital del Vero, donde permaneció hasta hasta 1821. El historiador, anticuario y curioso Antonio Buil explica desde Barbastro. “Hemos hablado alguna vez de sus primeros estudios aquí, pero no queda ningún rastro. No tiene calle ni hay una placa en los Escolapios, y tampoco se conoce demasiado de sus años en la población”, señala.

Vida convulsa, aventuras y muerte

Después, Pascual Madoz se trasladó a Zaragoza. Estudió Derecho en la Universidad. Combatió en Monzón ante los Cien Mil Hijos de San Luis y fue hecho prisionero en el castillo. Realizará numerosas actividades en el ámbito académico, político y militar… Conocerá el exilio en Tours y París y aprovechará para perfeccionar sus estudios de geógrafo. Se casó por poderes con Matilde Rojas, que tenía 13 años, con la que tendría cinco hijos (dos murieron pronto). En una brillante y convulsa carrera, en la que se opuso a Espartero, fue segundo alcalde de Madrid, gobernador civil de Barcelona, presidente del Congreso en 1854, ministro de Hacienda en 1855, periodo en el que presentó su Ley de Desamortización, de la que se dice que “es mejor y más efectiva que la de Mendizábal”. De carácter liberal y progresista, creó periódicos, fundó la compañía de seguros La Península, apoyó a Amadeo de Saboya, y murió el 11 de diciembre de 1870 en un viaje a Génova, donde se había trasladado para recabar apoyos para sus causas. Su cuerpo sin vida fue devuelto a España unos días más tarde y lo enterraron en el cementerio Este de Barcelona, cuatro días después del asesinato en Madrid del general Prim.

José Luis Acín es director del Centro del Libro de Aragón, fotógrafo y antropólogo, autor de libros sobre pueblos abandonados, valora la importancia del ‘Diccionario’: “El ‘Madoz’ es una de las fuentes clásicas para conocer la situación de nuestros pueblos a mediados del siglo XIX, cuánta población tenían, sus edificios más señeros y las actividades a las que se dedicaba cada uno de ellos; una fuente para conocer las transformaciones sufridas en los mismos y la situación en la que se encuentran en la actualidad”.

Etiquetas
Comentarios