Despliega el menú
Nacional
Suscríbete

coronavirus

¿Cuáles son los principales síntomas de coronavirus en los niños?

Los síntomas de coronavirus en los niños son similares a los que sufren los adultos, pero más leves y con otros matices a tener en cuenta.

Salida de clase de alumnos del primero de infantil en el colegio Ensanche en Teruel.
Salida de clase de alumnos del primero de infantil en el colegio Ensanche en Teruel.
Antonio García

Con el curso escolar 2020-2021 ya entrado en su plenitud, los casos de coronavirus en los niños han aumentado inevitablemente. Esto ha derivado en el confinamiento de aulas en su totalidad o de lugares concretos dentro de los centros educativos. Porque los niños, aunque en su mayoría no enferman de coronavirus con tanta frecuencia y sus cuadros de infección son leves o asintomáticos en comparación con los adultos, sí que son portadores y también sufren las consecuencias de la enfermedad. En cuanto a los síntomas, la afección en los pequeños también es más leve que en los mayores. 

Tal y como reconoce el Ministerio de Sanidad del Gobierno de España, "los síntomas asociados al coronavirus son muy variados, aunque los más frecuentes en la infancia y adolescencia son fiebre, tos, dificultad respiratoria, dolor de garganta y diarrea". Como complemento informativo, de acuerdo con la advertencia del Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) desde los Estados Unidos, los síntomas más comunes entre los niños son más amplios:

  • Fatiga
  • ​Fiebre
  • Congestión nasal
  • Dolor de Cabeza
  • Resfriado
  • Pérdida del gusto y del olfato
  • Dolor abdominal
  • Dolor de garganta
  • Diarrea
  • Dificultad para respirar
  • Pérdida del apetito
  • Náuseas o vómitos

Al igual que ocurre con los adultos, los niños que padecen otro tipo de enfermedades como diabetes, asma u obesidad, entre otras más graves como enfermedades cardíacas congénita, afecciones genéticas, o dolencias que afectan el sistema nervioso y el metabolismo, tienen más probabilidades de desarrollar la enfermedad, de sufrir síntomas más graves y de que su afección por covid-19 se complique con el paso del tiempo. Pese a que los estudios científicos todavía no son concluyentes con el nivel de transmisión de los más pequeños, sí que existen evidencias que reflejan tener una menor capacidad de transmisión que las personas adultas, tanto a personas de su edad como más mayores, siempre en contextos de transmisión comunitaria controlada.

Las investigaciones continúan en la búsqueda del porqué los niños reaccionan de manera diferente a los adultos. Las respuestas validadas hasta el momento dentro de la comunidad científica están relacionadas con la mayor frecuencia de los niños a sufrir otro tipo de coronavirus y resfriados. Un hecho que deriva en la mejor capacidad de su sistema inmunitario a resistir y amortiguar las consecuencias del covid-19. Sin embargo, esto no ocurre así en los bebes, ya que sus sistema inmunitario todavía no ha madurado lo suficiente.

En caso de que un niño pueda ser sospechoso de sufrir coronavirus, es necesario las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS). Se debe contactar telefónicamente con el centro de salud o con quien la comunidad autónoma haya designado, o con el teléfono de referencia de la comunidad autónoma, para que evalúen si los síntomas son compatibles con la covid-19 y si es necesaria la realización de un test diagnóstico. Para evitar contagios, es fundamental seguir las medidas de prevención personal anunciadas repetidamente por las instituciones: higiene de manos, la higiene respiratoria y el uso de la mascarilla.

Últimas noticias del coronavirus, en directo.

Sigue la actualidad del coronavirus en Aragón.

Otras dudas sobre el coronavirus.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión