Despliega el menú
Gastronomía

Gastronomía

Primeras añadas de Pago Aylés

El restaurante Los Cabezudos acogió una cata maridada con platos de su carta.

Responsables de Pago Aylés y del restaurante Los Cabezudos.
Responsables de Pago Aylés y del restaurante Los Cabezudos.

El pasado jueves, 8 de febrero, tuvo lugar en el restaurante zaragozano Los Cabezudos –calle de Antonio Agustín, 12-14– la primera cata maridaje de 2018, en la que se combinaron las primeras añadas que salieron al mercado de Pago Aylés con platos de la casa. Dirigió la velada Jorge Navascués, director técnico de la bodega.

El primer vino que se disfrutó fue el blanco Serendipia Chardonnay 2012, un blanco con personalidad propia y carácter afrancesado que conserva frescura y acidez después de ocho años. Acompañó unas angulas de Aguinaga a la bilbaína. A continuación, llegó el Serendipia Tempranillo 2008, con una tostada de foie fresco, seguido de Serendipia Merlot 2009 con fagotti rellenos de pera y salsa de quesos. Estos dos tintos estaban en plena forma, pero mejor todavía se mostró el Pago Aylés S 2013, maridado con garbanzos con bogavante del Cantábrico. Una garnacha honesta y representativa de esta variedad de uva aragonesa, que dejó los paladares preparados para una de las estrellas de la noche, el Pago Aylés Y 2010, que regó un entrecot de vaca de Tolosa. Un vino que emocionó a los presentes por su calidad, estilo y complejidad. El postre, chocolate con teja de Tolosa, vino acompañado de 3 de 3.000 2004, que también rayó a un gran nivel, demostrando su calidad con el pasar de los años.

Entre los asistentes, la familia Ramón Reula, junto con amigos y muchos aficionados a los grandes vinos.

- Ver otras noticias de vinos recomendados

- Ir al suplemento de gastronomía

Etiquetas
Comentarios