sd huesca

Las cuentas de la SD Huesca para salvarse: ganar en Cartagena es suficiente

Tras el empate del Alcorcón con el Valladolid, los azulgranas necesitan tres puntos para certificar la permanencia.

Partido de la SD Huesca-Racing de Santander.
Miguel Loureiro pugna por la pelota en el partido frente al Racing.
Verónica Lacasa

La permanencia de la SD Huesca deberá esperar una semana más. La derrota ante el Racing de Santander en El Alcoraz (0-3) separó a los azulgranas de una salvación que sí pueden agarrar el próximo domingo en Cartagena (18.30, en horario unificado) en caso de triunfo. Un alivio definitivo que recoge la certeza de que los de Antonio Hidalgo siguen dependiendo de sí mismos; además, en caso de fallar tendrían una última ocasión en la jornada que cerrará el curso 2023-24 y que llevará a El Alcoraz al Levante en día y hora aún por definir, pero probablemente el domingo 2 de junio y con horario unificado.

Ni ganando los aragoneses, que suman 45 puntos, se hubiesen salvado matemáticamente. Esto se debe a la victoria del Amorebieta en Tenerife, que deja a los vascos con 44 puntos, mientras que el Alcorcón empató este domingo con el Valladolid (1-1), lo que supuso un alivio para los azulgranas: si se imponen en Cartagonova no tendrán que mirar a otros marcadores. También atesora 45 puntos el Mirandés, que empató con el Elche en Anduva (1-1).

¿Y ahora, qué debe hacer la SD Huesca? Ganar en Cartagena, para empezar. El umbral de la permanencia no se ha movido desde el final de la racha de once jornadas sin perder. Los azulgranas solo han sumado tres de los últimos 18 puntos en juego y, con todo, siguen avistando la tranquilidad en la marca de los 48. La oportunidad desperdiciada el pasado sábado deja paso a la que se abre en Cartagonova ante un conjunto que ya se encuentra matemáticamente salvado y ha protagonizado una segunda vuelta que es un milagro sin parangón en la historia de la categoría de plata: al final de la primera era colista a ocho puntos de la permanencia. De la mano de Julián Calero se ha podido permitir un cierre inopinadamente tranquilo, lo que no restará dificultades a la cita del domingo.

La victoria en Cartagena no deberá traer aparejados resultados negativos de sus rivales. Esto es así debido a que la SD Huesca sería en el caso de ganar inalcanzable para Andorra, Villarreal B y Alcorcón. También para Amorebieta o Mirandés, que se cruzan en la última jornada en Anduva. Vencer supone dejar atrás de manera definitiva a al menos cuatro rivales.

El Amorebieta se medirá al Espanyol en Lezama y el Alcorcón acude al estadio del Levante, que será el último contrincante de la SD Huesca sin opciones ya de clasificarse para el ‘play off’ de ascenso. La derrota del Mirandés en Albacete también eliminaría a los burgaleses del camino de los de Antonio Hidalgo.

Empatar en Cartagonova obligaría a mirar a otros tres partidos y esperar a su vez empates o derrotas de Mirandés, Amorebieta y Alcorcón. Habría que aguardar con mucha probabilidad a la última jornada para salvarse. También, las tablas o la derrota podrían provocar que los oscenses caigan a los puestos de descenso en función de los marcadores de Mirandés y Amorebieta. Precisamente, una de las claves del desenlace liguero se encuentra en el Mirandés-Amorebieta de la última jornada, cruce que en todo caso beneficia a la SD Huesca porque uno de los dos, o ambos en caso de empate, no podrá sumar los seis puntos que quedan en liza.

Así, los de Hidalgo lograrían la permanencia con certeza derrotando al Levante y a la espera del signo del choque de Anduva, que en todo caso les ayudará a superar en la clasificación a uno o a ambos, Amorebieta y Mirandés. Si los burgaleses ganan, provocarán que los vascos puedan sumar un máximo de 47 puntos; si vencen estos, los burgaleses se quedarían en los 48 como máximo. Si hay un empate, el Amorebieta logrará como mucho 48 y el Mirandés, 49.

La SD Huesca ya sabía tras la derrota con el Racing que se salvaría si derrota a Cartagena y Levante; ahora, el requisito es ganar solo a los primeros. Si el botín es de cuatro puntos, se quedaría en los 49, también inalcanzable para Alcorcón y uno de estos dos equipos, así como para el Andorra y el Villarreal B si se llega a los 48. En este sentido, los golaverages favorables con la zona baja son de enorme valor, también en hipotéticos empates múltiples.

Los oscenses terminarán la jornada 40 a solo un punto del descenso y pendientes este lunes de lo que suceda en el partido entre el Villarreal B (39 puntos) y el Albacete. Si se impone el filial del Submarino Amarillo, se situará a tres puntos de los azulgranas. Los manchegos, con 48, todavía no pueden respirar tranquilos del todo.

Tampoco ha dicho su última palabra el Andorra, que derrotó al Burgos con un tanto de Karrikaburu a diez segundos del final del partido. Acumula 40 puntos y, en todo caso, su permanencia quedando seis por disputarse es una quimera puesto que solo podría dar alcance a SD Huesca y Mirandés. Con 47 puntos se encuentra el Eldense después de un punto insuficiente frente al Levante.

Las opciones

El Huesca se salva la próxima jornada en los siguientes supuestos:

Si gana al Cartagena en Cartagonova.

Si empata en Cartagena y no ganan sus partidos Mirandés, Amorebieta y Alcorcón.

Si pierde en Cartagena y también pierden Mirandés, Amorebieta y Alcorcón.

Jornada 41:

Cartagena-SD Huesca

Albacete-Mirandés

Amorebieta-Espanyol

Levante-Alcorcón

Jornada 42:

SD Huesca-Levante

Mirandés-Amorebieta

Alcorcón-Burgos

Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión