Despliega el menú
SD Huesca

sd huesca

Intratables en El Alcoraz

Tras derrotar al Real Zaragoza, la SD Huesca concluye la primera vuelta como el mejor conjunto local de Segunda División. Ha sumado 25 puntos en su estadio por los 10 cosechados a domicilio.

Partido SD Huesca- Real Zaragoza / 22-12-19 / Foto Rafael Gobantes [[[FOTOGRAFOS]]]
Los futbolistas de la SD Huesca se abrazan para celebrar el gol de Sá al Real Zaragoza.
Rafael Gobantes

35 puntos. La Sociedad Deportiva Huesca alcanza el ecuador de la competición allí donde se le suponía al comienzo, tercera y al acecho de los puestos de ascenso directo, un punto por detrás del Almería, a ocho del Cádiz y con las opciones de regresar a Primera División tan abiertas como el primer día. La victoria ante el Real Zaragoza en el derbi aragonés (2-1) coronó una primera vuelta en la que los azulgranas han sido el mejor equipo local. En El Alcoraz se afilan las posibilidades de éxito de los de Míchel Sánchez a la espera de que se alcance la tan ansiada regularidad a domicilio y se corrijan datos como las ocho derrotas, una cifra excesiva para un candidato a todo.

Nadie ha sumado más puntos como anfitrión en esta Segunda División. Tras superar a los blanquillos, la SD Huesca luce 25 en El Alcoraz frente a los 10 que se han recolectado fuera de casa. El Real Zaragoza fue la octava víctima del curso en el estadio oscense, donde solo han sido capaces de puntuar tres equipos: Albacete (0-1), Racing de Santander (1-1) y Rayo Vallecano (0-2). El resto han ido cayendo de forma sucesiva y clara en la mayoría de los casos: Deportivo (3-1), Sporting de Gijón (1-0), Girona (1-0), Málaga (2-0), Elche (2-0), Oviedo (3-1), Ponferradina (2-0) y Real Zaragoza. Un bagaje imponente.

Solo el líder, el Cádiz, discute la supremacía de los de Míchel Sánchez en este apartado. Con diez partidos, uno menos que la SD Huesca, ha logrado 23 puntos en el Ramón de Carranza, los mismos que el Girona en Montilivi. En su caso, con once. Ambos cayeron este fin de semana con estrépito: 2-4 los andaluces frente al Numancia y 0-3 los catalanes con el Mirandés. El segundo clasificado, el Almería, hizo lo propio con la Ponferradina (2-3) en una jornada en la que únicamente vencieron como locales dos equipos, la SD Huesca y el Deportivo.

El factor Alcoraz ha mostrado a un bloque dominador, arrollador en algunas fases y convencido de su solvencia. En estas 21 jornadas, los de Míchel Sánchez han ganado siempre que se han adelantado en el marcador y, también en su casa, no han sido capaces de hacerlo cuando han empezado perdiendo. Se firmaron tablas con el Racing en el último suspiro y gracias a un gol de Ivi López. De entre los primeros clasificados, Cádiz y Girona han alcanzado los 23 puntos como locales, 21 el Numancia, 20 el Almería, 19 el Fuenlabrada y 18 el Real Zaragoza.

Como visitantes es donde se amplían más estas diferencias. Los 10 puntos de los azulgranas suponen un balance a mejorar para destronar a los dos primeros clasificados y, sobre todo, mantenerse en las plazas de ascenso directo. Una hipótesis que se empezará a poner en liza en el primer partido tras las vacaciones, con la visita al Elche el sábado 4 de enero (20.00). Durante la primera vuelta, el Cádiz ha sumado 10 puntos más lejos del hogar; el Almería seis, el Fuenlabrada y el Real Zaragoza cinco o el Numancia uno. Las Palmas y Rayo también muestran un mejor bagaje y solo el Girona de entre los rivales directos lo empeora: ha logrado ocho puntos fuera de casa.

21 encuentros más definirán la suerte de la SD Huesca esta campaña. En orden cronológico, le aguardan desplazamientos ante Elche, Real Oviedo, Ponferradina, Girona, Rayo Vallecano, Málaga, Albacete, Real Zaragoza, Deportivo, Racing y Sporting. Por El Alcoraz desfilarán, en este orden, Tenerife, Lugo, Almería, Extremadura, Fuenlabrada, Mirandés, Cádiz, Las Palmas, Alcorcón y Numancia.

En la campaña del ascenso a Primera División, la SD Huesca concluyó la primera vuelta como líder con 40 puntos, cinco más de los que ha amasado ahora en este mismo periodo. 27 se sumaron en casa y 13 fuera. Como ahora, logró ocho victorias en El Alcoraz más tres empates y se mantuvo invicta. A domicilio perdió tres veces, con Numancia, Cultural Leonesa y Granada. Curiosamente, el Rayo Vallecano de Míchel también había sumado 35 puntos -con una diferencia de goles de +7, igual que los oscenses ahora-, era quinto y acabó subiendo como campeón de liga después de alcanzar los 76 puntos totales.

Etiquetas
Comentarios