Despliega el menú
SD Huesca

SD Huesca

El Huesca habría ofrecido primas para evitar los amaños

El club oscense habría prometido a sus jugadores premios por ganar los dos partidos que restaban a la temporada 2017-18 una vez consumado el ascenso.

Un momento del Huesca-Nàstic de este pasado domingo que concluyó 0-1.
Un momento del Huesca-Nàstic de este pasado domingo que concluyó 0-1.
Rafael Gobantes

Ante la perspectiva de que el partido Huesca-Nástic, correspondiente a la jornada 40 de Segunda División de la temporada 2017-18, pudiera estar amañado y para evitar que esto se volviese a repetir en la cita que le restaban a la campaña, la visita al Oviedo, la directiva azulgrana, según desvela El País, habría ofrecido primas a los jugadores por sacar adelante ambos duelos, en los que ya no había grandes objetivos en juego una vez que el ascenso a Primera División se había convertido en una realidad tras el 0-2 de la semana anterior en Lugo.

La medida se habría tomado a lo largo de esos días de celebraciones por la llegada a la élite y ante los rumores que comenzaban a hablar del posible arreglo de cara a la visita del Nástic en un choque que debía ser toda una fiesta en El Alcoraz. Como ya explicó a HERALDO Iñaki Arbea, el responsable del área de Integridad de la Liga, departamento desde el que se interpuso la denuncia de amaño de ese encuentro abriendo una investigación que ha acabado desembocando en la Operación Oikos y salpicando a otros partidos como el Valladolid-Valencia del curso recién concluido, ya desde antes de que se oyese el pitido inicial, los movimientos en los paneles de apuestas que se detectaron resultaron ser anómalos respecto a los de otros partidos de similares características.

Así, según la información de El País, en su declaración ante la Policía Nacional de la semana pasada, el consejero de la SD Huesca, José Antonio Martín ‘Petón’ habría relatado que Rubi, el entrenador de los altoaragoneses por entonces, le había confesado que no se fiaba de los jugadores y que le pidió que hablará con ellos.

Finalmente, el partido concluyó con un 0-1 y las alarmas saltaron. Ante esto los dirigentes del club mantuvieron una reunión posterior con la plantilla en las que se le expuso que se esperaba que nadie fuese intervenido en una posible predeterminación del resultado, pues se actuaría contra esa persona. Tras la charla, varios de los futbolistas, Moi Gómez. Cucho Hernández e Íñigo López, llamaron al director deportivo Emilio Vega para mostrar su disconformidad porque se dudase de su profesionalidad.

La Liga acabó interponiendo la denuncia y, a pesar de eso, de nuevo se volvieron a registrar movimientos anómalos en las casas de apuestas de cara a la visita al Oviedo. Fue el propio club el que alertó a La Liga. El resultado fue de 2-1 y los sistemas que emplea La Liga no saltaron.

Etiquetas
Comentarios