Despliega el menú
Real Zaragoza
Suscríbete

real zaragoza

El positivo de covid-19 del Real Zaragoza es uno de los lesionados: Atienza

La plantilla, técnicos, auxiliares, dirigentes y demás personal que vive en la burbuja de seguridad del equipo desde el verano pasará este sábado a primera hora otro test PCR antes de viajar a Logroño para verificar que no hay más contagios.

Atienza, a la derecha de la imagen, junto a Igbekeme, Francho y Vuckic en un entrenamiento de hace 20 días.
Atienza, a la derecha de la imagen, junto a Igbekeme, Francho y Vuckic en un entrenamiento de hace 20 días.
Toni Galán

El Real Zaragoza hizo pública a las 19.00 de este viernes la lista con 22 convocados para el partido de 24 horas después, a las 21.00 del sábado en Logroño. Se esperaba con expectación porque una hora y media antes el club había anunciado la existencia de un contagiado de covid-19 en el vestuario, según detectó el último test PCR al que fue sometido el grupo que vive desde septiembre dentro de la burbuja de seguridad que marcan los protocolos. Por deducción se iba a conocer quién es el afectado pues, de entrada, el comunicado oficial no enunciaba su nombre. 

Al no echarse en falta en esa convocatoria a ninguno de los titulares ni, tampoco, de los suplentes de los últimos partidos, toda vez que en el ínterin que tuvo lugar entre el conocimiento del positivo y la exposición pública de la citación de Juan Ignacio Martínez 'Jim' se confirmó que se trataba de un futbolista (no un técnico, ni un auxiliar), la solución al jeroglífico es clara: se trata de uno de los lesionados.

Y, en concreto, el afectado es Francisco Javier 'Pichu' Atienza, que sufre un problema muscular en el gemelo interno de la pierna izquierda desde el martes de la pasada semana (hace 12 días) y está fuera de la órbita rutinaria del resto de la plantilla por ese motivo mayor. 

Este dato es más relevante de lo que parece en el caso de positivos que concurre en las últimas horas en el fútbol de Segunda División, pues el CD Mirandés, rival zaragocista del partido más cercano, el jugado el lunes en La Romareda, comunicó en la mañana de este mismo viernes 6 positivos, que al final fueron 7, un brote que terminó por suspender su partido de la jornada inminente ante el Rayo Vallecano en Madrid, a jugar a las 2 de la tarde del sábado. Las alarmas saltaron en Zaragoza cuando se supo esta noticia por motivos obvios. Hubo un partido, horas atrás, contra esos futbolistas. 

Y, precisamente, en el último test PCR pasado por el Real Zaragoza antes de viajar el sábado a Logroñó para jugar a las 9 de la noche en Las Gaunas ante el Logroñés, salió a la luz un positivo también en la plantilla aragonesa. El vínculo entre una cosa y otra pareció inevitable, algo así como la confirmación de los temores matinales. 

Pero Atienza, lesionado, no jugó ante el Mirandés (no lo hace desde tiempo atrás), ni siquiera se vistió de corto ni estuvo en el banquillo. El central vio desde lo alto de la tribuna de preferencia ese duelo, en la zona de prensa, junto a los también lesionados Ros, Igbekeme... por lo que las opciones de que sea un contagio directo por contacto con los rivales del Mirandés se desvanecen por sentido común. 

Los futbolistas del Real Zaragoza volverán a pasar un nuevo test de antígenos tras el desayuno, a primera hora del sábado, antes de que el autobús parta por la autopista rumbo a la capital de La Rioja, hecho que está programado a las 10.30. Es necesario asegurarse de que, al contrario que en Miranda de Ebro, esto no es un brote sino algo puntual, aislado. Mientras, la incertidumbre está instalada en el seno del equipo zaragocista irremediablemente. 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión