Despliega el menú
Real Zaragoza

real zaragoza

El enfrentamiento contra el Cartagena, inédito en 89 años de historia zaragocista

El estadio de Cartagonova de la ciudad murciana acogerá este sábado el primer duelo entre ambos equipos.

Eguaras y Nieto, junto a Jim, en el entrenamiento último del Real Zaragoza.
Eguaras y Nieto, junto a Jim, en el entrenamiento último del Real Zaragoza.
Guillermo Mestre

El Real Zaragoza y el Cartagena, en cualquiera de sus tres denominaciones en sus apariciones en Segunda División desde 1939, no coincidieron nunca en la historia de la liga. Tampoco lo hicieron nunca en la Copa de España. Así que, este sábado, 2 de enero, en el penúltimo partido de la primera vuelta de la categoría de plata en la temporada 2020-21, va a disputarse un duelo inédito en los casi 89 años de vida del equipo aragonés. Será en el estadio de Cartagonova, a las 20.30. La cara B, en La Romareda, llegará el 31 de marzo, en la jornada 32ª.

Sí que hubo tres cursos en los que zaragocistas y cartageneros fueron, a la vez, equipos de Segunda División, como ahora. Fue en las ligas 1941-42; en la 49-50 y en la consiguiente 50-51. Pero por aquel entonces la Segunda estaba dividida en grupos y siempre vivieron en apartados diferentes. En el primer caso, en 1941, había hasta cuatro subdivisiones geográficas y el Zaragoza estaba en el segundo grupo y el Cartagena en el tercero. Y en los dos cursos posteriores, una década más tarde, ya en los años cincuenta, eran dos los grupos de Segunda: el Norte y el Sur. Obviamente, los aragoneses compitieron en el primero y los murcianos en el segundo, sin verse las caras jamás.

El cuadro departamental actual, denominado FC Cartagena, nació en 1995, pues es una refundación bastante reciente tras la desaparición de su antecesor, el Cartagena FC (nombre invertido) que desapareció por problemas económicos el año anterior. Empezó –algunos lo recordarán– con el nombre de Cartagonova, como su actual estadio, apelativo con el que subió de Regional a Segunda B en pocos años, tras renacer con la licencia del Balsicas FC, otro equipo local. En 2003 cambió de nombre al que rige hoy en día, adecuó su escudo asemejándolo al anterior club y asumió sus colores históricos: camiseta blanquinegra y pantalón negro.

Pero es que el equipo desaparecido en 1994 ya era la segunda versión cartagenera del club. El origen fue el CF Cartagena, que rigió desde 1919 hasta 1952, momento en el que también quedó liquidado por una crisis financiera irreversible. Es pues Cartagena un lugar incandescente con el asunto del fútbol.

El histórico estadio cartagenero fue el mítico El Almarjal, desaparecido en 1987. Ahí no pisó el Real Zaragoza, que sí jugará en el campo de Cartagonova, inaugurado en 1988 con un plano de obra gemelo al Mini Estadi del Barcelona y al Nuevo Castalia, pues los tres se construyeron bajo el proyecto de los mismos arquitectos. Es la novedad que trae este año la Segunda para la historia blanquilla.

Jim volverá al lugar que fue su rampa de lanzamiento

Juan Ignacio Martínez ‘Jim’ regresará este fin de semana a Cartagena, lugar clave y emblemático en su carrera como entrenador. Es una gran casualidad, un capricho del destino, que el nuevo técnico del Real Zaragoza afronte su primer desplazamiento liguero como responsable del equipo aragonés a la ciudad donde se dio a conocer y que, por su gran trabajo, terminó por ser su rampa de lanzamiento hacia la élite en los banquillos.

Jim, en su época más incipiente, tuvo una primera etapa en el FC Cartagena en la temporada 2004-05, cuando llegó como cuarto entrenador para salvar del descenso a Segunda B a Tercera al equipo albinegro en un año aciago. El año siguiente (05-06), renovado su contrato por sus méritos obvios, hizo a los departamentales campeones de su grupo de Segunda B pero falló en la promoción de ascenso ante el Vecindario canario y se marchó.

Entrenó al Alcoyano, Salamanca y Albacete antes de regresar al Cartagena en el año 2008-09, en el que sí logró ascender a Segunda División a los murcianos. En la 09-10 rozó la heroica y acabó 5º, al borde del ascenso a Primera, un año histórico y nunca ya repetido. El siguiente curso terminó 13º y, ya con muchas novias en Primera, fue captado por el Levante, donde se consagraría entre 2011 y 2013, jugando en Europa con los granotas.

Etiquetas
Comentarios