Despliega el menú
Real Zaragoza

real zaragoza

El Real Zaragoza, contra un clásico del fútbol norteño

La Real Sociedad Gimnástica de Torrelavega será el primer rival copero del club aragonés. Decano del fútbol cántabro, fue un adversario habitual en Segunda División en el Zaragoza de los años 50. 

Imagen de un partido de la Gimnástica en El Malecón.
Imagen de un partido de la Gimnástica en El Malecón.
Gimnástica de Torrelavega

Hasta la orilla del río Besaya, en el declive industrial de la ciudad de Torrelavega, en el corazón de Cantabria, viajará el Real Zaragoza el próximo día 16 de diciembre para abrir camino en una nueva edición del la Copa del Rey. Visitará un lugar que no es desconocido en su historia, el genuino estadio del Malecón, uno de los campos de fútbol más antiguos de España, levantado en 1922 en su emplazamiento actual, aunque sus tribunas de hoy lucen renovadas, modernas, tras una remodelación de 2012.

La Real Sociedad Gimnástica de Torrelavega, club decano del fútbol cántabro, con orígenes en 1907, el primer rival copero del Real Zaragoza esta temporada, es todo un clásico del balompié norteño. Institución potente en la cornisa cantábrica en la primera mitad del siglo pasado bajo el impulso del crecimiento industrial de la zona con el desarrollismo del franquismo, la Gimnástica fue perdiendo pie dentro de la estructura del fútbol español: de rozar el ascenso a Primera en los años 50 a asentarse como un clásico de Segunda B y alternarse con la Tercera División, categoría que ahora ocupa.

En los años 20, recibiría el título de ‘Real’ por la monarquía, designación que comparte con el Zaragoza, a quien se medirá por primera vez en partido de copa, pero no en liga: entre 1949 y 1954, Gimnástica de Torrelavega y Real Zaragoza se enfrentaron en seis ocasiones en el grupo 1 de la Segunda División, con un balance de exacta simetría, dos triunfos para cada equipo y dos empates. Eran los tiempos del Zaragoza de los Millonarios, con Rosendo Hernández al frente, y los goles de Avelino Chaves. En la historia del Torrelavega, relucen como oro en paño los cuatro goles que su futbolista Duque le metió al Zaragoza en El Malecón el 6-2 de abril de 1952.

Pero, más allá del Real Zaragoza, la Gimnástica ya había sido un rival habitual, como tantos clásicos de la zona vasca, asturiana y cántabra, en los primeros pasos del fútbol en Aragón y del actual sistema de ligas de España, con el Zaragoza CD o el Iberia, embriones del actual club, muy presente en los calendarios del equipo cántabro como rival en los años 20 y 30. Después, el Torrelavega pasó a ser un adversario frecuente del Deportivo Aragón y otros clubes aragoneses con paso por Segunda B en los años 80 o 90.

Entre los puntos de unión entre Real Zaragoza y Torrelavega a lo largo de su historia, destaca, por ejemplo, la figura del portero Laureano Echevarría, natural de la ciudad cántabra y que fraguó una larga carrera en el filial del equipo zaragocista, con un anecdótico debut en Primera División con solo 18 años, en el Camp Nou, contra el Barcelona en el famoso día de la huelga de futbolistas profesionales del 9 de septiembre de 1984.

La Gimnástica de Torrelavega también fue el club de despedida al fútbol del cántabro Ángel de Juana ‘Geli’, uno de los héroes de la Recopa de París. Formó parte durante cuatro temporadas, las últimas de su carrera, del conjunto del Malecón.

Etiquetas
Comentarios