Despliega el menú
Real Zaragoza

real zaragoza

Zaragocismo por encima de todo

21.433 abonados habían renovado su carnet a última hora del viernes con, además, 954 socios no abonados.

Aficionados del Real Zaragoza de todas las edades, en las oficinas del club, renovando sus abonos para esta anómala temporada.
Aficionados del Real Zaragoza de todas las edades, en las oficinas del club, renovando sus abonos para esta anómala temporada.
Real Zaragoza

El zaragocismo es un sentimiento irreductible, un modo de ser tenaz y cargado de valores de pertenencia que hacen del Real Zaragoza una referencia sin par en Aragón y que ubican al viejo club –ya casi nonagenario en su vida íntegra y pura, que nació en 1932– en el más alto rango de seguimiento sociológico entre las entidades similares de toda España. No hay crisis, vendaval, explosión, cataclismo o desgracia mayor que pueda con este afecto de miles y miles de personas, aragonesas en su gran mayoría –los hay también de otros muchos confines– profesan al equipo de fútbol de la camiseta blanca y el pantalón azul claro, al del escudo del león rampante.

Ahora, en octubre de 2020, se está dando otro ejemplo para la historia de este movimiento que, con el fútbol como resorte primigenio, va mucho más allá en su imán aglutinador de personas. Los números que están surgiendo de la peculiar y anómala campaña de abonados que los dirigentes de la SAD están teniendo que acometer de cara a la liga 20-21 que ya ha comenzado y que no admite público en las gradas –decisión sine díe pese a la disparidad de criterios en las distintas comunidades autónomas– son llamativos a más no poder. Emocionantes.

A última hora de la tarde de ayer viernes los socios abonados eran 21.433, uniendo las renovaciones que se han dado a través de la domiciliación bancaria (se cargaron ayer los importes) y quienes lo han hecho presencialmente en las oficinas de La Romareda.

En este impactante colectivo de fieles, el club aplica el pago de únicamente el 40 por ciento del importe global de cada localidad correspondiente, es decir, no cobra el 60 por ciento. Digno de subrayar es que, de modo voluntario, 525 de esos 21.433 han decidido pagar ‘en apoyo al club’ el 100 por cien de la cuota, sin rebajas a causa de la extraordinaria situación que vive el país, el mundo entero, por la pandemia de covid-19 que no cesa.

Las renovaciones y altas en la campaña de abonados del Real Zaragoza marchan a buen ritmo.
Las renovaciones y altas en la campaña de abonados del Real Zaragoza marchan a buen ritmo.
Real Zaragoza

Además, hay que añadir los 954 socios no abonados que, pagando una cuota de 30 euros, no tendrán la opción de entrar al fútbol este año si al final se pudiese en algún momento, pero así guardan su localidad para la campaña venidera y el número de antigüedad. Anoche, las bajas registradas en firme eran 1.541 (de ellas, 1.174 recibieron, previa solicitud antes del 9 de octubre, fecha límite para ello, la devolución del 15 por ciento del importe del abono del año pasado).

La campaña más difícil y rara

Carlos Arranz, director comercial y de márquetin del Real Zaragoza, explicó a HERALDO que "estamos ante la campaña más difícil, rara y compleja de la historia, pues se trata de seguir unidos al club con partidos que se juegan a puerta cerrada, entre la incertidumbre que no cesa por la pandemia, con las desiguales circunstancias personales que atraviesan los titulares de los carnés...".

Arranz recuerda con dolor cómo "el club y la afición se despidieron temporalmente y sin saberlo de La Romareda en una tarde de febrero ante el Deportivo de La Coruña con el cartel de ‘todo vendido’ colgado en las taquillas".

Esta inevitable pausa de fuerza mayor, que impide la entrada normal de la afición al estadio, ha sido motivo de estudio profundo en el seno de la dirección de la entidad. "Queremos mantener en el tiempo el vínculo con nuestros socios, tras años de crecimiento y rejuvenecimiento de la masa social, así como obtener unos ingresos para las arcas de la SAD que, aunque van a ser muy inferiores a los años previos, son imprescincibles", subraya Carlos Arranz.

Al respecto, el ejecutivo zaragocista destaca que "otros clubes cuentan con una tesorería que les permite, en estas circunstancias, hacer ofertas populares, incluso populistas, pero el Real Zaragoza no cuenta con esa ventaja. Eso sí, tenemos la afición más vigorosa de La Liga, como se demuestra ahora una vez más".

Etiquetas
Comentarios