Despliega el menú
Real Zaragoza

real zaragoza

El miércoles que viene, día 25, fecha que propone el Real Zaragoza para jugar en Fuenlabrada

Los dos clubes tienen hasta el viernes a las 14.00 para lograr un acuerdo en el día de juego tras la suspensión del partido de este miércoles, día 18, por una gastroenteritis en la plantilla madrileña. Si no, decidirá el Comité de Competición unilateralmente.

Víctor Fernández, pensativo, en el entrenamiento del equipo en la Ciudad Deportiva.
Víctor Fernández, pensativo, en el entrenamiento del equipo en la Ciudad Deportiva.
Francisco Jiménez

El Real Zaragoza quiere jugar cuanto antes este partido aplazado ayer en Fuenlabrada de manera inesperada para sus intereses. Por eso, una vez conocida la suspensión, a primera hora de la noche de este martes, el cuerpo técnico ya oteó el horizonte, hizo sus primeras valoraciones de la nueva situación originada por este inconveniente y coligió que lo mejor es proponer el próximo miércoles, día 25, como fecha de disputa de este duelo en el estadio Fernando Torres. Es decir, una semana exacta después de lo que mandaba el calendario oficial.

No le interesa a Víctor Fernández arrastrar mucho tiempo un partido sin jugar. Ni tampoco demorar su celebración de manera que puedan cambiar las coordenadas actuales, tanto desde el prisma zaragocista como del fuenlabreño. Así que el Zaragoza va a plantear ese día como alternativa.

La normativa vigente, según se les comunicó anoche tanto al club aragonés como al Fuenlabrada, les otorga a ambos hasta las 14.00 del viernes, día 20, para que intenten llegar a un acuerdo para fijar el momento de disputar el duelo. Si no lo alcanzasen, un minuto después será el Comité de Competición de la Federación quien lo imponga unilateralmente.

El Real Zaragoza observa que la semana próxima es posible jugar el miércoles, algo que será absolutamente imposible en la siguiente, pues de nuevo está programada una jornada intersemanal que, en ese caso, traerá al Málaga a La Romareda el jueves día 3 de octubre.

Es decir, que de no ubicarse el Fuenlabrada-Real Zaragoza el día 25, dentro de 7 días, habría que esperar como mínimo hasta el miércoles 9 de octubre, circunstancia que juntaría este partido contra los madrileños con el viaje inmediato a Soria para jugar ante el Numancia en el fin de semana del Pilar. Una complicación en el calendario que el Real Zaragoza no está dispuesto a asumir por un problema que él no ha generado

El cambio de planes al que se ve sometido Víctor Fernández con esta suspensión de Fuenlabrada es de una importancia relevante dentro del proyecto de rotaciones y previsiones tácticas diseñadas por el cuerpo técnico desde hace ya un tiempo para esta tacada de tres partidos que se iban a dirimir en tan solo seis días naturales. Eso ha saltado por los aires ahora.

En Fuenlabrada no tenían anoche las ideas tan claras. De hecho, como ya había anunciado a mitad de tarde su director deportivo, Miguel Melgar, su preocupación es ahora intentar aplazar también el siguiente partido, el domingo en Tenerife, «un viaje largo que no sé cómo va a poder acometer para jugar con una plantilla que no va a entrenar en toda la semana», dijo el dirigente azulón. El caso Fuenlabrada se sabe cómo ha comenzado. Ahora habrá que ver cómo acaba.

Etiquetas
Comentarios