Baloncesto
Suscríbete

baloncesto

El Levitec Huesca saborea su primera victoria de la temporada

Los oscenses superaron al Palma en un partido entre necesitados que se decidió en el tercer cuarto y en el que el mayor potencial ofensivo local y su consistencia a lo largo de los cuarenta minutos fueron claves.

Van Oostrum, escolta del Levitec Huesca La Magia, realiza una entrada ante el Palma.
Van Oostrum, escolta del Levitec Huesca La Magia, realiza una entrada ante el Palma.
Pablo Segura

En la que era la octava jornada de la LEB Oro, el Levitec Huesca La Magia consiguió su primera victoria de la temporada. Fue de manera holgada, por 83-65, en un día en el que no podía fallar. Enfrente estaba el Palmer Alma Mediterrànea Palma, un rival más que directo que solo llevaba un triunfo en su casillero. El resultado supone todo un espaldarazo moral para un grupo que ha tenido que superar no pocas complicaciones y que está obligado a seguir creciendo y mejorando.

En el Palacio de los Deportes la peor defensa de la competición recibió al peor ataque y fue precisamente la mayor capacidad ofensiva de los de Lamúa, que no pudieron contar con Etxeguren, uno de los factores fundamentales. En el partido abundó el juego rápido, las imprecisiones y los errores, especialmente hasta el descanso, fruto sin duda de lo que había en juego. Ya en el tercer cuarto la suerte del careo quedó decidida. En ello tuvo mucho que ver el acierto desde el perímetro. El Levitec firmó desde el triple un 14 de 28 por el 4 de 24 balear. Rowan fue una constante anotadora, lo mismo que Van Oostrum y Alonso inició el despegue con ocho puntos seguidos. A diferencia de en las ocasiones anteriores, los locales mostraron una línea regular de juego durante los cuarenta minutos, justo lo que les había pedido su técnico.

En el primer cuarto predominaron los ataques sobre las defensas. La primera canasta fue del visitante Pol Figueras, respondió Van Oostrum desde el 6,75 y después la ventaja local llegó a ser de cinco puntos (14-9). Lejos de suponer eso que los oscenses iban a seguir distanciándose en el marcador, los baleares de la mano de Van Beck y Ruesga reaccionaron para cerrar el periodo mandando (20-21).

Las precipitaciones y fallos ya vistos antes se repitieron en el segundo periodo. Se notaba que había mucho en juego y sin que ninguno de los dos conjuntos consiguiese realmente imponer su juego o un ritmo claro, lo que hubo fue una sucesión de canastas con mayor o menor acierto en cada bando según el momento. En el de los de Lamúa, el primer faro en ataque lo representó Urdiain con dos triples que les otorgó de nuevo el mando (30-25). La diferencia, otra vez no pasó de ahí, aunque ahora ya con los locales siempre por delante. Kostadinov causó problemas y puso al Palma a uno (37-36). Rowan respondió con el 39-36 y con ocho segundos por disputarse después de que los visitantes hubiesen agotado su posesión, Van Oostrum se coló hasta dentro para realizar una bandeja que iba dentro y que Omoerah palmeó sobre la bocina. Los árbitros consideraron que había sido fuera de tiempo y hubo que conformarse con el 39-36 al descanso.

El duelo se reanudó con un mate de Ruesga que no aprovechó el tiro libre posterior. A intercambio de golpes, la estadística indicaba que el Peñas, tenía las de ganar. Alonso, que hasta entonces aún no había visto el aro, abrió el camino con ocho puntos seguidos que pusieron el 47-38, Rowan hizo que los locales superasen los siempre psicológicos diez de distancia y después Omoerah desde el triple festejó el 59-41. El parcial abierto era de 12-0 frente a un contrincante noqueado. Lo reanimó Kayinda antes de que Casanova estableciese una máxima de 19 puntos, (64-45) que al final del cuarto se quedó en 17.

Tres minutos después de que se pusiese en marcha el último periodo Lamúa tuvo que pedir el tiempo muerto. Los baleares se habían acercado a doce con las acciones de Peñarroya, Kostadinov y Moreno, y no se podía echar por tierra el trabajo anterior. El equipo lo comprendió a la perfección volviendo a flexionar las piernas. El capitán Lafuente reabrió el camino a la victoria con tres nuevos puntos, Alonso marcó cinco más y Omoerah fue el responsable del 77-55. Todo quedó ya decidido y el interés se centró en conocer la ventaja final, aspecto importante al final del curso en caso de empates en la tabla. El Levitec intentó ampliarlo, pero el Palma lo dejó en los 18 del definitivo 83-65.

Ficha técnica

Levitec Huesca La Magia: Alonso (14), Van Oostrum (13), Rowan (14), Lafuente (3) y Andrejevic, -cinco inicial-, Omoerah (10), Ferreiro (6), Casanova (7), Urdiain (9) y Fernández (7).

Palmer Alma Mediterranea Palma: Figueras (8), Van Beck (11), Kostadinov (12), Feliu y Mendy (6), -cinco inicial-, Peñarroya (4), Moreno (4), Ruesga (16), Ikpeze (2) y Kanyinda (2).

Parciales: 20-21, 19-15, 25-11 y 19-18.

Árbitros: Langa, Checa y Acevedo. Sin eliminados.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión