Baloncesto
Suscríbete por 1€

baloncesto

Javier Gastón: "La situación de los clubes ACB es insostenible"

El gerente del Casademont Zaragoza  alerta de la drástica caída de ingresos que están soportando los equipos. La ausencia de público en los pabellon es puede conllevar la desaparición de algunos conjuntos de la competición. 

JAVIER GASTON ( GERENTE DEL CASADEMONT ZARAGOZA ) / 04/02/2021 / FOTO : OLIVER DUCH[[[FOTOGRAFOS]]]
Javier Gastón, gerente del Casademont Zaragoza, ayer en las oficinas del club.
Oliver Duch

Los clubes de la ACB agonizan, oprimidos por una coyuntura económica inquietante, de máximo riesgo, y necesitan ayudas urgentes para eludir el colapso. "La situación actual es insostenible", advierte el gerente del Casademont Zaragoza, Javier Gastón, quien subraya "la drástica caída de ingresos" que están soportando los equipos desde el pasado mes de marzo, cuando sobrevino la pandemia del coronavirus. Desde entonces, el baloncesto profesional vive instalado sobre un volcán enfurecido, devastador, que amenaza con cobrarse un importante reguero de víctimas. "La prohibición de acceso de los espectadores a los pabellones tiene un impacto profundo, y puede desembocar en la desaparición de varios clubes de la ACB", avisa el directivo, quien recuerda que "hasta un 30% de los ingresos provienen de los abonos y la venta de entradas".

Gastón insiste en que la prioridad "es sin duda la salud", pero también recuerda la indignación de los equipos con las autoridades deportivas españolas, al considerar que "con el baloncesto se produce un inexplicable agravio" con respecto a otros sectores y espectáculos. "Desde nuestra entidad hemos sido profundamente respetuosos con las diferentes medidas adoptadas por las autoridades sanitarias. Somos conscientes de que estamos ante una pandemia sin precedentes en el último siglo, que está causando gravísimas afecciones tanto a nivel sanitario como en el ámbito económico y social", sostiene Gastón, quien apunta que el Casademont Zaragoza "comprende y asume que no se permita el acceso de público" al pabellón Príncipe Felipe, "dentro de las medidas y acciones encaminadas a evitar la propagación de la pandemia".

"Sin embargo –añade el gerente del club aragonés–, no entendemos los continuos agravios comparativos que estamos sufriendo respecto a otras actividades que sí han contado con numerosas ayudas económicas y con medidas de flexibilización normativa por parte del Gobierno, con el objeto de colaborar en su sostenibilidad y su reactivación económica", apunta.

En este sentido, Gastón considera discriminatorio "que se permita, en un mismo recinto", la asistencia de público "a diferentes competiciones deportivas o espectáculos culturales", pero que "se deniegue si se trata de un partido de baloncesto profesional". Asimismo, también recuerda que "se ha estado autorizado desde hace meses la entrada a comercios, cines, teatros o grandes superficies comerciales", cuando "en la mayoría de las ocasiones" no cuentan con las instalaciones ni con los medios de los clubes profesionales "para controlar los aforos, establecer los circuitos de circulación de las personas o garantizar las distancias de seguridad", en otros muchos aspectos. "En definitiva, para minimizar los riesgos de contagio", añade el gerente de la entidad zaragozana.

"Por todo ello –continúa Gastón–, nos resulta completamente inexplicable, desde el punto de vista sanitario, este trato discriminatorio, e incluso vejatorio, que se está llevando a cabo con los clubes profesionales de baloncesto", se lamenta el directivo, que insiste en el "periodo de incertidumbre actual", que hace "imposible" vaticinar "en qué momento y en qué cantidad podrá producirse el regreso del público" a los recintos deportivos.

En este escenario, el gerente del Casademont alerta cree "imprescindible que el Gobierno de España", a través del Consejo Superior de Deportes (CSD), "determine cuanto antes, y con carácter de urgencia, un plan ayudas directas o indirectas" a los clubes profesionales de baloncesto. Una asistencia indispensable "para evitar el colapso financiero de un número significativo de clubes", alerta Gastón, quien recuerda que a la ausencia de ingresos por abonos y venta de entradas, "se suma la paulatina disminución de otras partidas por patrocinios, activaciones comerciales durante los partidos, ‘merchandising’ o restauración".

El Casademont ya ajustó su presupuesto para la presente temporada, que conllevó una reducción del 20% respecto al curso anterior (de los 5 millones a los 4,2 actuales). "Afrontamos una situación inédita, que nos obliga a tener una gran capacidad de adaptación y a potenciar la innovación en nuestra entidad", explica Gastón, quien dice haber mantenido reuniones "con todos los patrocinadores" del club "para adaptar los contratos y flexibilizar las contraprestaciones y las acciones publicitarias".

"El Casademont cuenta con un gran respaldo de empresas patrocinadoras, encabezadas por el Grupo Empresarial Costa. A todas ellas les estamos enormemente agradecidos, por su comprensión y apoyo en estos momentos tan complejos", destaca el directivo del club aragonés. que también tiene palabras para la afición: "Cuando hablamos de nuestros seguidores, sólo podemos referirnos a ellos desde el orgullo. Aunque ahora no podemos contar con su presencia en las gradas, es admirable el respaldo que nos transmiten en todo momento. Desde el inicio de la pandemia estamos intentando aumentar las vías de comunicación con nuestros aficionados, incrementando nuestras publicaciones en RRSS, e implementando nuevos canales de comunicación para facilitarles el seguimiento del día a día de su equipo".

Tras once meses de daños económicos y comerciales, la preocupación es máxima entre los conjuntos de la ACB, más aún por su elevada dependencia de la venta de entradas y los abonos. En los clubes de fútbol, hasta un 70% de los ingresos provienen de la televisión, una cifra que apenas alcanza el 10% para los equipos de la Liga ACB. "El grado de afección que supone la ausencia de público en los recintos deportivos es muy diferente entre ambos deportes. Uno de los grandes problemas que afrontamos los clubes de baloncesto es que el Gobierno nos está equiparando desde el inicio de la pandemia con el fútbol profesional, cuando es evidente la tremenda diferencia existente en el peso que tienen los ingresos televisivos dentro de los presupuestos de los clubes de uno u otro deporte y por tanto, del impacto económico que estamos sufriendo los clubes de baloncesto, producido por la prohibición de presencia de público en nuestros pabellones", señala el directivo del club aragonés.

“A nivel particular, nuestra entidad es el resultado del profundo sentimiento y arraigo del baloncesto en Zaragoza y por extensión en Aragón. Sin lugar a dudas, vamos a necesitar la implicación, el apoyo y el esfuerzo de todos los que conforman nuestro club -aficionados, empresas e instituciones-, para poder garantizar la continuidad y sostenibilidad del proyecto”, advierte finalmente Gastón.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión