Despliega el menú
Deportes

curiosidades

Máximo Adriano Ramos, el Ferrari de Pennant en Zaragoza… y otras excentricidades de futbolistas

Las sorprendentes decisiones de algunos futbolistas han estado siempre presentes en el mundo del fútbol. El nombre del último hijo de Sergio Ramos es el ejemplo más reciente.

Sergio Ramos y Pilar Rubio posan junto a su último hijo, Máximo Adriano.
Sergio Ramos y Pilar Rubio posan junto a su último hijo, Máximo Adriano.
Instagram

Sergio Ramos y Pilar Rubio presumieron este domingo del nacimiento de su cuarto hijo. Rápidamente, el nombre del recién nacido (Máximo Adriano) generó un gran revuelo y un sinfín de comentarios acerca de la elección de sus padres. Esta, sin embargo, no es más que un nuevo ejemplo de las excentricidades a las que parecen habernos acostumbrado algunos futbolistas en los últimos años.

Pennant y su Ferrari… olvidado

En Aragón, concretamente en Zaragoza, una de las más recordadas tiene al futbolista Jermaine Pennant como protagonista. El atacante inglés, refuerzo de lujo en el Real Zaragoza de 2009, será siempre recordado en la capital aragonesa como el jugador que olvidó varios meses su Ferrari rojo en la estación de tren de Delicias. Casi medio año permaneció allí el lujoso vehículo sin que Pennant, ya fuera de la ciudad tras haber sido traspasado al Stoke City, lo reclamara.

El camión de Pandiani

Walter Pandiani, mítico delantero uruguayó que militó en varios conjuntos del fútbol español, era un gran aficionado a los camiones. Tanto, que el ariete llegó incluso a comprarse uno y utilizarlo como vehículo para ir a entrenar. Perfectamente decorado con la bandera de su país, su apodo (El Rifle) y los equipos en los que había jugado, durante su etapa en el Osasuna de Pamplona necesitó, incluso, que le acondicionaran una zona exclusiva para aparcar su camión.

Un filete bañado en oro

Durante unas vacaciones con su familia, Ribery viajó a Dubai y aprovechó la ocasión para visitar el Nust-Et, el restaurante del popular chef Salt Bae donde no escatimó en gastos a la hora de comer. El jugador del Bayern se pidió uno de los platos más especiales del local: un filete bañado en oro de 24 quilates y cuyo precio es de 1.200 euros.

Piqué, a un partido en bicicleta

Junto a Sergio Ramos, Gerard Piqué es otro de los futbolistas que genera multitud de comentarios lejos del campo. Una de sus últimas excentricidades coincidió con uno de los últimos encuentros de liga. El día que el FC Barcelona recibía en el Camp Nou al Espanyol, el central sorprendió a todos llegando al estadio catalán montado en una bicicleta eléctrica con un motor de 16 caballos.

Lesionado… por su propio coche

Otro de los jugadores que acumula méritos para ser recordado por sus hazañas fuera del terreno de juego es el argentino Ever Banega. El jugador llegó a Valencia en diciembre de 2008 y se filtró un vídeo de carácter sexual junto a su pareja. Siendo jugador del conjunto ché, colgó en su cuenta de Facebook una fotografía con la camiseta del Real Madrid. Meses después, tras estacionar en una gasolinera, olvidó poner el freno de mano al vehículo y fue atropellado por su propio coche, causándole una fractura de tibia y peroné. 

Etiquetas
Comentarios