Despliega el menú
Deportes

deportes 

El doctor Corbalán aplazaría el deporte de competición y los entrenamientos hasta "dentro de unos meses"

El mítico jugador de baloncesto español, director de la Unidad de Salud Deportiva de Vithas Internacional, considera que "precipitarse sería ahora el peor error" y considera "peligrosos los deportes colectivos".

Juan Antonio Corbalán, médico y mítico jugador de baloncesto español.
Juan Antonio Corbalán, médico y mítico jugador de baloncesto español.
Guillermo Mestre

El doctor Juan Antonio Corbalán, director de la Unidad de Salud Deportiva de Vithas Internacional y exjugador internacional de baloncesto, aplazaría el retorno a los entrenamientos y a la competición de los deportistas profesionales hasta "dentro de unos meses" cuando la expansión de la pandemia de la COVID-19 "esté más controlada".

"Bajo mi punto de vista, y teniendo en cuenta la cantidad de casos que son asintomáticos, yo dejaría el deporte de competición y los entrenamientos para dentro de unos meses, cuando la situación esté más controlada", dijo este miércoles el galeno.

Dentro del plan de desescalada anunciado este martes por el Gobierno, a partir del 2 de mayo se permitirá practicar deporte al aire libre, pero siempre de forma individual y guardando la distancia de seguridad, y desde el lunes 4 lo podrán hacer los deportistas profesionales y federados como los futbolistas y atletas, aunque, asimismo, de manera individual.

En este sentido, el exjugador de baloncesto, plata en los Juegos Olímpicos de Los Ángeles 84, indicó que "la hiperventilación del corredor facilita la creación de torbellinos que sustentan el virus en el aire y, por ello, recomienda correr en escalera".

A su juicio, la posibilidad de practicar ejercicio al aire libre es una buena noticia para la salud por los beneficios que aporta, pero recomienda cautela y mucha precaución para evitar una nueva oleada de contagios.

"Si queremos correr, hay que hacerlo de forma individual, ya que es lo que se permite, y por un área en la que estemos lo más aislados posible. Si más adelante podemos salir de dos en dos, hay que correr siempre en batería y no uno delante del otro. De esta manera los torbellinos aéreos que creamos al desplazarnos no afectan a los que vienen detrás", explicó.

En el caso de que no hubiera más remedio que correr en línea, habría que hacerlo "por lo menos a 5 metros de distancia si caminamos o corremos tranquilos; a 10 metros si corremos más ligeros o montamos en bicicleta a ritmo paseo y por lo menos a 20 o 25 metros si corremos deprisa o en bicicleta más vivo".

Como aclaró el especialista, este sería el distanciamiento social equivalente al metro y medio recomendado cuando estamos parados. Los dos objetivos fundamentales son no infectarse y no infectar al resto de deportistas.

Los deportes de sala, los menos recomendables

El doctor Corbalán afirmó que los deportes más seguros y recomendables son aquellos que se practican solos y al aire libre como la escalada, y los que son individuales con una distancia entre competidores muy grande y sin objetos que se puedan compartir, caso del golf.

"Los deportes en los que varios deportistas comparten un lance, como baloncesto, fútbol, rugby, son especialmente peligrosos y los de sala, todavía más", advirtió.

Respecto al uso de mascarilla durante la práctica deportiva, indicó que, en ocasiones, se entrena con mascarilla para crear un cierto déficit de oxígeno y simular entrenamiento en altura. "Pero esto para deportistas aficionados es una extravagancia. Solo sería posible usarla en deportes de tiro, sin contacto, pero con cierta cercanía", indicó.

Por último, Juan Antonio Corbalán subrayó que "precipitarse en la vuelta a la normalidad sería nuestro peor error. Si se hace bien el escalonamiento de actividades y se obedecen escrupulosamente las indicaciones de Sanidad, estaremos en el mejor camino para ganar este partido", destacó.

Etiquetas
Comentarios