Deportes

fútbol americano

El zaragozano JJ Arcega, a un paso de cumplir el gran sueño americano

El hijo de Joaquín y sobrino de Fernando y Pepe se presenta al draft de la NFL, que arranca este jueves y se prolongará hasta el sábado. Las predicciones le sitúan entre la segunda y la tercera ronda. 

JJ Arcega en su visita del año pasado a Zaragoza.
JJ Arcega en su visita del año pasado a Zaragoza.
ARANZAZU NAVARRO

La vida de José Joaquín Arcega-Whiteside se encuentra a unas horas de cambiar para siempre. El aragonés, hijo de Joaquín y sobrino de Fernando y Pepe, está a un paso de convertirse en jugador profesional de la NFL, la liga estadounidense de fútbol americano. JJ, como le conocen en Estados Unidos, se presenta al draft de la liga americana, que arranca este jueves y que se prolongará hasta el sábado en Nashville (Tennessee). El jueves se elegirá la primera ronda, el viernes la segunda y la tercera y el sábado desde la cuarta hasta la séptima. En España, #Vamos emitirá en directo la primera noche del draft (a las 02.00 en la madrugada del jueves al viernes).

Las predicciones de los expertos en la liga americana lo sitúan entre la segunda y la tercera ronda, aunque todo está muy abierto porque varios son los equipos interesados en el receptor zaragozano. Desde los actuales campeones, los New England Patriots, hasta los Minnesota Vikings pasando por los San Francisco 49ers. Los rumores, tan propios del deporte americano de primer nivel, le sitúan en la mira de múltiples franquicias. Termine donde termine, JJ hará historia convirtiéndose en el primer jugador español de todos los tiempos en ser seleccionado en el draft de la NFL y el segundo en debutar después de Alejandro Villanueva.

Para el zaragozano, llegar a la mejor liga del mundo de fútbol americano, a la NFL, es cumplir su gran sueño. "Mi sueño es jugar en la NFL y por eso me presento al draft. Quiero ser un jugador importante en la liga y me he esforzado mucho para llegar hasta aquí. Pero también estoy aquí por la ayuda de mis entrenadores y de mi familia, especialmente la de Zaragoza, mi lugar de nacimiento. Ellos me han apoyado mucho durante mis años en la Universidad", asegura JJ.

El aragonés se presenta al draft después de una etapa brillante en la Universidad de Stanford, una de las más prestigiosas del país. Allí, sus números han sido sobresalientes. Como receptor tiene un porcentaje del 54% de capturas en las dos últimas temporadas, lo que le sitúa en el ‘TOP 15’ de los que se presentan al draft. Eso sí, el resto de sus competidores no superó las 60 oportunidades de captura y él llegó a las 74. Su tamaño (1.92 metros y 102 kilos), su control del cuerpo y su capacidad de captura son muy bien ponderados entre los directivos y entrenadores de la NFL. Sin ir más lejos, en la temporada 2018 superó el récord de 14 touchdowns en una temporada con Stanford y rebasó las 1.000 yardas, siendo el primer jugador de la Universidad en conseguirlo en el siglo XXI.

Del baloncesto al fútbol americano

José Joaquín Arcega, hijo de Joaquín Arcega y sobrino de Fernando y Pepe, está llamado a escribir su nombre (y su reconocido apellido) en el gran escaparate del deporte americano. JJ nació en Zaragoza hace 22 años mientras su padre jugaba en el Helios y su madre, Valorie Whiteside, en el Cajalón. Joaquín Arcega terminó su dilatada carrera como base en Portugal, en Lisboa, donde JJ pasó la segunda etapa de su infancia.

Una vez retirado Joaquín, la familia al completo se trasladó a Estados Unidos, a la tierra de Valorie. Allí José Joaquín, que en seguida se convirtió en JJ, conoció el deporte y se enganchó. "Me encantaba el baloncesto, lo jugaba a todas horas. Era muy divertido y se me daba bastante bien", relataba en una entrevista con Heraldo durante su visita a Zaragoza hace un año. Una tarde, después de jugar al baloncesto, probó el fútbol americano y vio que aquello se le daba especialmente bien. Le encantó. "Hubo un tiempo en el que tuve alguna duda entre el baloncesto y el fútbol americano, pero finalmente me decidí por el fútbol. Creo que fue un acierto", señaló. Triunfó como jugador de instituto -en Dorman High School- y muchas de las grandes universidades llamaron a su puerta. Todos querían tener en su equipo a aquel receptor que ya rondaba los dos metros con 18 años.

Finalmente, José Joaquín y su familia apostaron por Stanford, la prestigiosa universidad pública ubicada en Palo Alto, California. Su meteórica trayectoria en su etapa formativa le ubican ahora en el gran escapare del draft americano. El zaragozano seguirá las elecciones de las franquicias desde la residencia familiar de Spartanburg, en Carolina del Sur, el lugar originario de su madre Valorie. Cuando  Roger Goodell, el comisionado de la NFL, diga su nombre sobre el imponente escenario de Nashville y resuene a través de la televisión nacional, JJ Arcega cumplirá el gran sueño americano y hará historia en el deporte aragonés.

Etiquetas
Comentarios