Despliega el menú
Comunicación

comunicación

Por qué una docena de niños españoles llevan un nombre “diseñado” por una empresa

Damenáme cumple cuatro años sugiriendo nombres de bebé “a medida” y de forma totalmente gratuita.

Damenáme
Damenáme
Damenáme

Fueron la primera empresa en Europa en poner nombre a un recién nacido. Una niña asturiana llamada EIRE, hace ya cuatro veranos.

En agosto de 2015, el estudio de naming, Damenáme, especialistas en poner nombre a empresas, productos y servicios, ofrecía a través de su página de Facebook su saber hacer como nombradores a futuros papás para ayudarles a tomar una decisión de gran trascendencia: poner nombre a su bebé.

La propuesta tuvo mucho éxito y después de más de 4.000 peticiones contestadas, doce niños y niñas llevan un nombre propuesto por ellos: Eire, Fabián, Victòria, Lucas, Elda, Pierre, Abel, Amanda, Daniel, Mia, Andrea y Nausicaa. En orden cronológico.

Damenáme fue fundado en 2010 por dos hermanos publicistas: Sergio Ituero y Raúl Ituero. Su objetivo es “crear nombres para productos y empresas a los que apetezca acercarse cuando los oyes. Nombres que sean una herramienta de marketing en sí mismos”. Las empresas y productos a los que han puesto nombre estos dos hermanos son muchos y de variados ámbitos: una lavandería regentada por una congregación de monjas llamada ALAVAR, una productora de cine española llamada QUEXITO o un jamón ibérico llamado BERÍDICO, son algunos de ellos.

Los padres que necesiten ayuda para elegir el nombre de su hijo o hija solo tienen que responder a un breve cuestionario: sexo del bebé, apellidos de los progenitores, preferencia de idioma si lo hubiera y pueden adjuntar, si así lo desean, una ecografía, pues como ellos mismos señalan “todo ayuda a la hora de nombrar y, a veces, el feeling que produce la primera foto que te hacen en tu vida es definitivo”. Damenáme responde en un plazo aproximado de 48 horas y, una vez dado el nombre a los padres, es decisión 100% suya ratificarlo en el registro civil.

Relacionado con los nombres de bebés tienen una segunda marca llamada Aván&Era, cuyo servicio sí tiene un coste, en la que ofrecen nombres únicos para bebés. Es decir, nadie en España, según el Instituto Nacional de Estadística, se llama así en el momento en que ellos proponen el nombre. En este servicio, al ser más exclusivo, firman una cláusula de confidencialidad con los clientes para no hacer público nunca ese nombre tan especial.

Etiquetas
Comentarios