Zaragoza
Suscríbete

terrorismo

Zaragoza recuerda a las víctimas del atentado de la casa cuartel: "Estamos en deuda eterna"

El Ayuntamiento, la DGA y la asociación de afectados participan en un acto en homenaje a las personas que murieron y resultaron heridas en el ataque perpetrado por ETA en 1987. 

Acto homenaje organizado por la Asociación Víctimas del Terrorismo (AVT) con motivo del 36 aniversario del atentado perpetrado por ETA en 1987.
Acto homenaje organizado por la Asociación Víctimas del Terrorismo (AVT) con motivo del 36 aniversario del atentado perpetrado por ETA en 1987.
Guillermo Mestre

Zaragoza está "en deuda eterna". Y no olvida. Es lo que se ha querido transmitir este lunes durante un acto en homenaje a las víctimas del atentado de la casa cuartel perpetrado por la banda terrorista ETA hace hoy 36 años, en el que han participado el Ayuntamiento, la DGA y la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT). Once personas murieron, entre ellas cinco niños y un adolescente, y 88 resultaron heridas el 11 de diciembre de 1987, en el ataque más sangriento vivido en la historia de la comunidad aragonesa. 

Para que su sacrificio "tenga sentido", ha mostrado el presidente Jorge Azcón su "compromiso" para preservar "su memoria y dignidad". Sobre todo, ha dicho, para hacerlo ante quienes "por desgracia buscan blanquear a los asesinos, legitimar a sus herederos y extender un falso relato de lo que ha sido el terrorismo y del dolor que ha causado". "Nosotros no cejaremos en difundir el legado de las víctimas", ha insistido. 

En este sentido, ha esgrimido durante su discurso, en el parque de la Esperanza ubicado donde se encontraba el edificio atacado de la Guardia Civil, que el recuerdo a "los héroes de la democracia y la libertad" que son las víctimas "debe unirse al compromiso renovado" por "cumplir y hacer cumplir la Constitución". "Por eso hoy no estamos aquí únicamente para recordar, eso sería faltar a la memoria de esos héroes y ocultar el legado que nos entregaron, desconocer por qué y para qué dieron su vida y qué es lo que tenemos obligación de preservar", ha añadido Azcón, que ha llamado a "traer al presente aquello que motivó su vida". 

Lo mismo ha reivindicado la delegada en Aragón de la AVT y que sufrió este atentado, Lucía Ruiz. También ante la alcaldesa de Zaragoza, Natalia Chueca, otros miembros de la corporación municipal de PSOE y Vox, la presidenta de las Cortes, Marta Fernández, y autoridades militares y de la DGA, Ruiz ha pedido que las víctimas "no caigan en el olvido". "Nadie borra el pasado, el daño y el dolor. No podemos ni vamos a permitir que se nos silencie y se nos meta debajo de la alfombra", ha enfatizado, y ha llamado a colaborar para que las generaciones futuras puedan vivir en una sociedad sana "en la que los buenos sean los vencedores". 

Ha criticado además los pactos con Bildu. También lo ha hecho Chueca, que ha asegurado que "las víctimas siguen sintiendo un dolor punzante cuando ven sentados en el Congreso de los Diputados a los herederos ideológicos de ETA como socios indispensables del Gobierno de España". Ha hecho hincapié además en la importancia de este tipo de actos en un momento en el que "se ponen en tela de juicio valores democráticos como la separación de poderes y la independencia judicial". 

"Seguimos aquí y seguiremos rindiendo homenaje año tras año a las víctimas y sus familias porque los herederos del terrorismo siguen sin estar arrepentidos -ha asegurado la regidora-. Zaragoza no olvida". 

Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión