Zaragoza
Suscríbete por 1€

Zaragoza

La empresa que iba a invertir 18 millones en las futuras piscinas de La Almozara renuncia al contrato

El Ayuntamiento volverá a licitar la concesión y confía en que, si hay adjudicatario, las obras empiecen a mediados de 2023.

Presentación del proyecto de piscinas municipales de la Almozara
Presentación del proyecto de piscinas municipales de la Almozara
TONI GALAN

Es uno de los proyectos estrella del gobierno PP-Cs, con 18 millones de euros de inversión, y estaba llamado a saldar una deuda histórica con el barrio de La Almozara. Las obras deberían estar ya en marcha, pero la empresa adjudicataria, Bpxport XXI, ha decidido renunciar a la concesión al no poder reunir la financiación para la operación. El gobierno municipal ha acordado este jueves resolver el contrato y volver a sacarlo a concurso con el objetivo de iniciar la construcción a mediados del próximo año.

La operación de las piscinas de La Almozara seguía el modelo de colaboración público privada. La empresa ejecutaba las obras a cambio de la explotación de las instalaciones durante un periodo de 40 años. Es un modelo similar al del centro deportivo municipal Duquesa Villahermosa o al de los gimnasio del José Garcés o el pabellón Siglo XXI.

Así será el futuro centro deportivo de La Almozara.
Así será el futuro centro deportivo de La Almozara.
HA

Las instalaciones iban a ocupar una parcela de 41.231 metros cuadrados entre las calles de Fray José Casanova, Lago, avenida de Ciudad de Soria y el parque de La Aljafería. Entre sus servicios, piscina cubierta, zona de gimnasia acuática, espá, sala fitness, pistas de pádel, atletismo, etcétera. Pero de momento, tendrá que esperar. Los nuevos pliegos apenas tendrán cambios, salvo la reducción del número de plazas de aparcamientos (pasarán de 500 a 250 y se colocarán en paralelo a la avenida).

La empresa ha presentado la renuncia, según ha explicado Víctor Serrano, por no poder reunir los créditos necesarios para hacer frente a las obras. Un aspecto determinante ha sido la decisión que tomó la adjudicataria, que fue la única licitadora, de renunciar al canon de 300.000 euros anuales que debía pagar el Ayuntamiento, dado que las instalaciones iban a ser municipales y las tarifas iban a estar en correspondencia con las del resto de los equipamientos deportivos del Consistorio. “Hemos tenido mala suerte”, ha lamentado Serrano.

Serrano explicó que la renuncia de la empresa supondrá un retraso de entre cuatro y seis meses, por lo que las obras podrían empezar entre mayo y junio de 2023. El plazo es de 20 meses, por lo que las obras podrían estar terminadas a finales de 2024 o principio de 2025. Eso si hay licitador, porque este concurso solo tuvo un aspirante, el que ahora ha renunciado.

Serrano ha explicado que el problema que ha sufrido el proyecto de las piscinas de La Almozara, vinculado a las dificultades de la empresa para obtener financiación, “no solo ocurre en Zaragoza”. Multitud de instituciones están viendo sus concursos públicos sus concursos desiertos, también el Ayuntamiento de la capital: el contrato del gas, los pabellones de Garrapinillos y Monzalbarba, la adecuación del centro cívico Delicias o las nuevas conexiones de Parque Venecia con el Canal.

Entre las causas, Serrano señaló el contexto económico internacional, agravado por a guerra de Ucrania. La elevada inflación ha tenido un fuerte impacto en el precio de los materiales de construcción, y esto está poniendo en jaque la viabilidad de los proyectos de obras. Esto está obligado a elevar los precios de licitación de las obras.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión