Despliega el menú
Zaragoza

zaragoza

La revista de la FABZ inicia una nueva etapa para seguir dando voz al movimiento vecinal

La publicación, con casi tres décadas de historia, se editará online para reducir costes y será accesible a todos los ciudadanos.

Manuel Arnal, presidente de la FABZ, durante una Cincomarzada.
Manuel Arnal, presidente de la FABZ, durante una Cincomarzada.
FABZ

Corría el año 1992 cuando la Federación de Asociaciones de Barrios de Zaragoza (FABZ) editó el número 0 de la revista ‘La calle de todos’, que más tarde pasaría a llamarse ‘La calle de todas’ en un guiño hacia la inclusión.

Casi 30 años después de ese primer número, tras sufrir algunos cambios en su formato e incluso desaparecer, la FABZ ha vuelto a reactivar la publicación para seguir dando voz al movimiento vecinal y contar con una herramienta de análisis más.

La nueva etapa de ‘La calle de todas’ se caracteriza por la digitalización, pues la revista, que acaba de publicar su número 109, es ahora completamente online. “Su carácter es más atemporal y contiene temas de fondo y de interés para el movimiento vecinal. Sobre todo, queremos que esté abierta a colaboraciones externas”, explica Manuel Arnal, presidente de la federación.

El nuevo número de la revista, que evidentemente está condicionado por la pandemia, recoge también otras cuestiones de actualidad que preocupan e inquietan a algunos de los 42 colectivos que forman parte de la FABZ. Así, en sus algo más de 30 páginas, se hace un repaso de la crónica municipal del año; se analiza la situación de la sanidad pública y la atención primaria; o se celebra el cumplimiento de reivindicaciones tan sonadas como la construcción del centro de salud del barrio Jesús, entre otras.

También hay hueco para otro tipo de información como programaciones y actividades navideñas en los barrios e incluso un pequeño homenaje al cantautor Joaquín Carbonell, que en 1997 dio un concierto en Oliver por 2.000 pesetas.

Además, en este y en los sucesivos números, la idea es reservar un espacio para que la administración aproveche este canal para sus comunicaciones. En esta ocasión, por ejemplo, la jefa de Programación de Zaragoza Cultural, Carmen Blasco, dedica unas líneas a difundir las propuestas culturales de las que los zaragozanos pueden disfrutar en estas fechas.

“Queremos que se entre en asuntos sobre el modelo de ciudad, la planificación urbanística o la cohesión social, porque nuestra línea de trabajo está muy vinculada a los objetivos de desarrollo sostenible”, señala Arnal, que adelanta que la revista se publicará cinco veces al año.

Raúl Gascón, presidente de la Asociación de Vecinos del Barrio Jesús y secretario de comunicación de la FABZ, es quien asume la dirección de la publicación, que se colgará en la web de la federación para que todo el mundo pueda acceder a ella. “Entendemos que hay que reducir el uso del papel y que hay que utilizar las tecnologías que tenemos a nuestro alcance y que a raíz de la pandemia se han generalizado”, apunta Gascón.

‘La calle de todos’ llegó a tener, en su mejor época, una tirada de hasta 8.000 ejemplares. Entonces se editaba en papel con carácter trimestral, y se hacía llegar a todos los socios de cada uno de los colectivos vecinales adscritos a la federación, pero tanto la impresión como la distribución disparaban los gastos.

Tras la llegada de la crisis, la revista comenzó a “desinflarse”, no solo por el esfuerzo económico que requería sino también por el trabajo humano que hacía falta para llevarla a cabo. En 2011 se publicó el último número de la revista tal y como se conocía hasta entonces, y pasó a editarse solo en ocasiones especiales. “Para no perderla, se decidió hacer un par de números al año coincidiendo con la Cincomarzada y la asamblea general de la federación”, apunta el director.

Ahora, sus impulsores esperan que sus páginas sigan sirviendo como espacio de debate y que este nuevo soporte garantice su continuidad. “El envío es mucho más sencillo y a coste cero, y además contaremos con el apoyo de la concejalía de Participación Ciudadana del Ayuntamiento de Zaragoza”, concluye Gascón. 

Etiquetas
Comentarios