Despliega el menú
Zaragoza

tribunales en zaragoza

El zaragozano que dejó escrito cómo iba a matar a su ex, condenado por vejar a otra mujer

El juez le impone nueve meses de prisión por amenazar a su nueva pareja, a la que no podrá acercarse durante dos años, pese a que acaban de ser padres de una niña.

El fallo de la Audiencia Provincial de Zaragoza puede ser recurrido en un plazo de 20 días ante el Tribunal Superior de Justicia de Aragón.
La sentencia ha sido dictada por el Juzgado de lo Penal número 8.
Pixabay

El zaragozano Rubén P., detenido y encarcelado el pasado mes de mayo por escribir una carta en la que anunciaba que iba a matar a su exmujer, acaba de ser condenado a nueve meses de prisión por amenazar y vejar a su nueva pareja, con la que justo este mes esperaba tener una hija. En la sentencia, el titular del Juzgado de lo Penal número 8 considera probado que el encausado, de 28 años, profirió contra ella expresiones intimidatorias como «eres una vulgar prostituta», «te voy a arruinar la vida» o «si no eres mía no serás de nadie».

Para el juez, con su más que reprochable actitud, este hombre provocó a la víctima un enorme desasosiego, hasta el punto de que tuvo que ser asistida en un centro hospitalario. Cabe recordar que cuando se produjeron los hechos por los que ahora ha sido condenado Rubén P., la noche del 13 al 14 de mayo de 2019, su pareja se encontraba embarazada de 8 meses.

Como explica el magistrado en su sentencia, tras una fuerte discusión, sobre las 21.30, la víctima decidió recoger sus cosas y marcharse de la vivienda que por entonces compartía la pareja en La Jota. «A ver si tienes cojones de salir por la puerta», le dijo entonces el acusado a la mujer, que asustada decidió llamar a la Policía. Para cuando llegaron los agentes, él se había marchado. Sin embargo, a las 3.30 regresó al pisó y siguió insultando a su compañera: «Bipolar, loca, no vales para nada».

Por segunda vez consecutiva, la mujer avisó al 091, lo que hizo que Rubén P. volviera a darse a la fuga. Pero no conforme con estos dos primeros episodios de intimidación y violencia verbal, a las 9.00, el hombre se plantó otra vez en la vivienda. «Te voy a quitar a tu hija –en referencia al bebé que ambos esperaban–, te echaré a mis abogados encima y a la trabajadora social para que te quiten las ayudas y no puedas mantenerla», le dijo esta vez a la víctima.

Paradójicamente, quien ahora podría tener problemas para ver a la recién nacida es su padre. Porque, además de los nueve meses de prisión, el juez le ha impuesto una medida de alejamiento que le impide acercarse durante dos años al domicilio, trabajo o cualquier otro lugar donde se encuentre la denunciante. En cualquier caso, la defensa, a cargo de la letrada Xenia Cabello, baraja ahora un posible recurso de la sentencia.

Pendiente de otro juicio

A Rubén P. se lo detuvo y envió a prisión en mayo por redactar una carta en la que anunciaba que tenía intención de matar a su exesposa, con la que tiene otra hija de 7 años. En dicho escrito, decía que iba a darle muerte clavándole un cuchillo en su portal. La carta salió a la luz tras la discusión por la que ahora ha sido condenado, ya que cuando un familiar de la víctima fue a recoger sus cosas se la encontró en el piso y la puso en conocimiento de la exmujer. El encausado quedó después libre y está a la espera de juicio.

Etiquetas
Comentarios