Zaragoza

Torrero y La Paz piden una reforma integral de la avenida de América tras el último reventón

Las dos asociaciones vecinales del barrio hacen frente común para  impulsar esta propuesta.

Reventón de una tubería en la avenida América, la pasada semana
Reventón en la avenida América
Guillermo Mestre

El reventón que se produjo la semana pasada en una tubería de la avenida de América de Zaragoza ha vuelto a poner de manifiesto, según las asociaciones de vecinos del barrio, la necesidad de llevar a cabo un plan integral para renovarla. Así lo han expresado tanto José Luis Villalobos, presidente de la Asociación de Vecinos de La Paz, como Joaquín Salvador, de la Asociación Vecinal Montes de Torrero-Venecia. “La avenida está muy deteriorada. No es la primera vez que ocurre algo así y es debido a su antigüedad”, explica Villalobos, que considera que es necesario actuar para mejorar el firme, el suministro de agua y el arbolado.

En la misma línea se ha manifestado Salvador, que achaca los problemas a que “las tuberías son viejas” y sufren pérdidas de agua. Esto fue lo que ocurrió hace apenas unos días en la citada calle. El viernes 2 de noviembre los operarios comenzaron a hacer perforaciones para tratar de averiguar de dónde provenía una de esas fugas. Las catas continuaron hasta el miércoles 7, cuando una de las máquinas perforó la tubería y provocó el reventón. El agua y el barro obligaron a cortar el tráfico durante una hora y aunque todavía se están realizando algunos trabajos de reparación, ya no hay problemas de circulación. Además, este tipo de situaciones ya se han dado con anterioridad y los representantes vecinales creen que se seguirán repitiendo si no se toman cartas en el asunto. El pasado 10 de agosto, la Policía Local de Zaragoza también tuvo que cortar la circulación debido a un reventón a la altura del número 42. En aquella ocasión, la fuga también obligó a cortar un árbol aledaño por el riesgo de que pudiera caer.

Las dos asociaciones vecinales, que trabajan conjuntamente para impulsar esta propuesta, lamentan los problemas de circulación que se generan en el barrio cada vez que hay un reventón o cae un árbol. Y es que solo por la avenida de América, una de las principales arterias de Torrero, discurren hasta siete líneas de autobús. “Torrero es como una isla, una de las principales comunicaciones es el puente de la avenida América, todo el tráfico pasa por ahí”, explica Villalobos.

Otro de los problemas que señalan estos colectivos es el mal estado del firme, que tiene que soportar el paso de centenares de vehículos cada día. “En 2014 ya denunciamos el estado del carril bus y taxi, porque estaba lleno de agujeros. La comisión de urbanismo se lo comunicó al Ayuntamiento de Zaragoza, que tapó los huecos con asfalto en frío”, explica Salvador. No obstante, esa no resultó ser una solución duradera: “Eso solo eran parches y a los meses se levantó otra vez”, lamenta.

Vuelven a reclamar un plan de poda urgente

También preocupa entre las agrupaciones vecinales el estado del arbolado, que ha provocado numerosas afecciones. La última de ellas el pasado 29 de octubre, cuando un árbol de grandes dimensiones cayó sobre la calzada y cortó el tráfico durante poco más de 10 minutos. De hecho, la Asociación de Vecinos de La Paz lleva tiempo reclamando un plan de poda urgente en el barrio ante el temor de que se produzca la caída de más ejemplares.

Estas situaciones, además de afectar a vecinos y a quienes se tienen que desplazar por el barrio, perjudican también a los comerciantes de la zona. “Hace unos años los suelos de algunos comercios empezaron a hundirse y tuvieron que reforzarlos. Nos dijeron que la canalización tenía muchas pérdidas y la tierra se movía”, explica Salvador, que añade que a algunos locales que tienen sótanos también les entra agua de vez en cuando.

“La asociación lleva tiempo reclamando mejoras, pero no se ha hecho nada desde finales de los 80”, lamentan desde Torrero. Los colectivos vecinales son conscientes de que el plan integral para renovar la avenida “es complicado”, pero piden que al menos se estudie cómo poder llevarlo a cabo. “Nos encontraremos, entre otros, con el problema de organizar el tráfico, pero es necesario”, concluye Salvador.

Etiquetas
Comentarios