Despliega el menú
Zaragoza

Una doctora en matemáticas cuestiona al perito que detectó un amaño en la oposición de bomberos

Una profesora de la Universidad de Zaragoza habla ahora al juez de "falta de rigor" en las conclusiones del analista de datos.

Los resultados del examen teórico provocaron numerosas quejas e incluso una querella entre los aspirantes de la oposición de bomberos de la DPZ.
Un grupo de aspirantes de la oposición de bomberos se manifestó el pasado mes de octubre a las puertas de la DPZ para manifestar su queja.
Oliver Duch

La investigación abierta contra el presidente de la DPZ, el socialista Juan Antonio Sánchez Quero, y los otros siete encausados por la posible filtración de preguntas en la última oposición de bomberos de la institución provincial ha entrado en su recta final. Porque el juez instructor, Luis Fernando Ariste, practicó ayer la última prueba solicitada por las partes: la toma de declaración de la doctora en matemáticas y profesora de la Universidad de Zaragoza Beatriz Lacruz Casaucau.

La especialista, que había sido propuesta como perito por la defensa, dedicó su comparecencia a cuestionar el informe del analista de datos que el pasado mes de abril detectó un posible amaño en el examen teórico de la oposición. En concreto, la filtración de una serie de preguntas a un grupo de 14 aspirantes.

La profesora Lacruz criticó la "falta de rigor científico" del informe del matemático a la hora de aplicar los distintos métodos y técnicas psicométricas de detección de irregularidades o anomalías. Y, según esta, esos errores habrían llevado al perito de la acusación particular a alcanzar conclusiones dudosas.

La querella por presuntos delitos de prevaricación y tráfico de influenciasfue presentada en noviembre del año pasado por 28 opositores, a los que representa la abogada Carmen Sánchez Herrero. Cuando formalizaron la denuncia en el juzgado, los querellantes enumeraron a un total de 11 aspirantes que ellos sospechaban que –o por relación personal o laboral con algún miembro del tribunal de la oposición o cargo de la DPZ– podrían haber partido con ventaja en el examen. De ellos, 10 aparecen en la lista del analista y solo uno queda fuera.

Versiones contrapuestas

El informe pericial que aportó la acusación particular en abril, elaborado por un profesional del gabinete zaragozano Belerofontech, analizaba las respuestas de los cerca de 500 opositores que se presentaron a la prueba. Basándose en una serie de técnicas cuantitativas y evidencias estadísticas, el autor del estudio concluyó que algunos de los aspirantes habían tenido algún tipo de ventaja. Es más, el especialista aseguraba que, "con un 95% de confianza", el resultado no se debía al azar "sino a algún tipo de anomalía en la administración o ejecución de la prueba".

Sin embargo, la doctora en matemáticas Beatriz Lacruz Casaucau asegura ahora que "no se puede concluir con la suficiente consistencia y coherencia científica" tal cosa.

Tras casi un año de investigación, el instructor del caso ha podido escuchar ya tanto a los ocho encausados, que niegan cualquier filtración, como a una larga lista de testigos. Entre ellos, varios de los denunciantes, que insisten en que un grupo de candidatos se benefició de su relación con los investigados para obtener parte de las preguntas del examen y superar la prueba.

El juez tiene también sobre la mesa los informes de dos especialistas en matemáticas que llegan a conclusiones distintas, por lo que tendrá que valorar sus argumentos y explicaciones para ver cuál le genera más credibilidad. En principio, las partes no tienen intención de solicitar nuevas pruebas, por lo que todo apunta a que lo próximo que hará el instructor será decir si todos o alguno de los encausados se sienta en el banquillo o si por el contrario la causa se archiva.

Etiquetas
Comentarios