Despliega el menú
Zaragoza

El traslado del rastro a la Romareda prevé 260 puestos alrededor del campo de fútbol

La plaza de Eduardo Ibarra no puede acogerlo por el aparcamiento subterráneo. El Ayuntamiento estudió 31 posibles sedes del rastro por la ciudad, pero se centra en el Arrabal y la Romareda

La plaza de Eduardo Ibarra no acogerá el rastro, sino que los puestos irán al entorno de La Romareda
La plaza de Eduardo Ibarra no acogerá el rastro, sino que los puestos irán al entorno de La Romareda
Oliver Duch

El gobierno municipal tiene entre ceja y ceja desde hace semanas dos posibles ubicaciones para el rastro de los miércoles del parquin sur de La Almozara: la explanada de la Estación del Norte, en el Arrabal, y el entorno de Romareda, en Universidad. La primera ya cuenta con infografías, estudios e informes de distintas áreas del Ayuntamiento de Zaragoza, algunos de ellos claramente contrarios; la segunda va con algo más de retraso, pero ya tiene un plan más o menos definido.

En el caso de la Romareda, los puestos no irían a la plaza de Eduardo Ibarra, donde estuvieron hasta hace una década, sino que rodearían el campo de fútbol municipal. En total, serían 260 los puntos de venta que se colocarían. Los planos que maneja el Ayuntamiento, elaborados la semana pasada, los situarían a los cuatro costados del estadio. Según fuentes municipales, la antigua ubicación no es viable, ya que el parquin subterráneo que encierra la plaza en la actualidad no admite el peso que suponen las más de 200 furgonetas y los cientos de personas que pasarían por este punto.

El gobierno ha encargado esta misma semana los informes necesarios para avanzar en esta posible nueva sede del mercadillo de los miércoles. Ha pedido estudios a Policía Local, Bomberos y Movilidad, como ya hiciera con el entorno de la Estación del Norte. La propuesta que han consensuado los vendedores y el Ayuntamiento es que los puestos se repartan los miércoles entre estas dos sedes del Arrabal (donde caben 164 puestos) y la Romareda (240). Es decir, que entre ambas suman exactamente los 400 puntos de venta que tienen licencia actualmente.

Estas dos opciones son las favoritas de los vendedores, pero también las que han superado la criba que ha hecho el Ayuntamiento entre las 31 posibilidades que estudió en un primer momento. En este primer listado se incluían opciones como el entorno del Príncipe Felipe, Cesáreo Alierta, la Chimenea, el recinto ferial de Valdespartera, Puerto Venecia, Echegaray y Caballero, las calles Belchite y Doctor Iranzo, la cárcel de Torrero, Aragonia, la calle Moret, el Puente de Hierro, el Tercer Cinturón junto al Grande Covián... Muchas de ellas se fueron cayendo del proceso por problemas de espacio, de tráfico y de propiedad de los suelos, entre otros.

Según apuntan fuentes municipales, la decisión aún no está tomada, ya que se están analizando las posibilidades y todos los informes existentes. Sin embargo, los estudios se han centrado en el Arrabal y la Romareda. De hecho, algunos informes para la Estación del Norte se han externalizado a profesionales ajenos al Ayuntamiento, lo que da una idea del grado de determinación que tiene el gobierno municipal con esta ubicación. Mientras tanto, los vecinos y las juntas de distrito se movilizan, y los partidos políticos toman posiciones. El gobierno, por su parte, defiende la mejora que supondrá para vendedores y compradores del mercadillo.

Etiquetas
Comentarios