Despliega el menú
Zaragoza

El Mercado Central tendrá tres ascensores y un túnel que lo conectará con el parquin

Los elevadores acristalados se instalarán en las fachadas norte, sur y oeste.

Los futuros accesos.
El Mercado Central tendrá tres ascensores y un túnel que lo conectará con el parquin
Heraldo

El ‘nuevo’ Mercado Central no tendrá escaleras mecánicas, sino tres ascensores acristalados. Esta es, finalmente, la solución que ha decidido adoptar el Ayuntamiento para mejorar la accesibilidad del histórico edificio diseñado por Félix Navarro, dentro de las millonarias obras de reforma que va a ejecutar en los próximos años. Los elevadores se ubicarán en la puerta oeste (la que da a la avenida de César Augusto), en la puerta norte (la más cercana a las Murallas Romanas) y en la puerta sur (junto a la salida del aparcamiento subterráneo).

La novedad más importante la presentará esta última. Aprovechando su cercanía con el acceso para peatones del parquin público, se ha diseñado un túnel subterráneo que conectará el estacionamiento con el sótano del Mercado Central, hasta donde bajará el ascensor. De esta manera, los clientes que decidan llegar en coche podrán acceder directamente desde allí hasta los puestos y, a la inversa, cargar después sus compras en sus vehículos con comodidad, sin necesidad de salir a la calle como ocurre ahora.

Aunque el plan director de la lonja zaragozana recogía que fueran unas escaleras mecánicas las que salvaran el desnivel que hay entre la altura de la calle y la planta principal del Mercado Central, el proyecto que hoy saldrá a concurso recogerá finalmente la instalación de tres ascensores. Además del que conectará con el aparcamiento, se instalará uno en el lado contrario, en la fachada principal de la lonja, junto a la estatua de César Augusto. Para este punto, el más complicado por tener el mayor desnivel, el documento municipal recoge tres posibilidades. La que cuenta con más opciones –por ser la menos agresiva con la monumental fachada principal– es la que prevé la instalación del ascensor exento al edificio y en un lateral, junto a la fachada este. Exigiría construir una pequeña pasarela sobre el zócalo del edificio.

Las otras dos opciones para esta fachada son algo más ‘invasivas’, ya que ubican el ascensor en la escalera derecha –completada con una pasarela– y en la escalera central, respectivamente. En los tres casos, el ascensor solo serviría para conectar la acera con la planta calle del mercado, no con el sótano.

Por último, el tercer ascensor acristalado se ubicará en la fachada lateral que da a César Augusto, a la altura de la calle de Las Armas. Ocupará el hueco de la escalera y comunicará los tres niveles: la calle, la planta baja del Mercado y el sótano, donde habrá baños, salas de exposiciones y aulas, entre otros espacios. En la fachada este –la trasera– no habrá ascensor, pero se mantendrá la rampa de acceso.

Etiquetas
Comentarios