Teruel
Suscríbete por 1€

teruel

Más de 150 policías y 80 voluntarios vigilarán la suelta de 24 toros ensogados en Teruel

La ciudad será escenario de un gran encierro, con medidas de seguridad similares a las de la Vaquilla, del 17 al 19 de junio

De izquierda a derecha, Benito Ros, Emma Buj y José Ramón Morro. La alcaldesa muestra un plano con el recorrido de los toros ensogados
De izquierda a derecha, Benito Ros, Emma Buj y José Ramón Morro. La alcaldesa muestra un plano con el recorrido de los toros ensogados
Heraldo

La capital turolense vivirá un ensayo de la próxima Vaquilla con la celebración del XVII Congreso Nacional del Toro de Cuerda el fin de semana del 17 al 19 junio. El evento congregará en la ciudad a más de 30.000 personas y tendrá como acto central la suelta de 24 toros ensogados por las calles del barrio del Ensanche, lo que ha obligado a establecer un dispositivo de seguridad prácticamente similar al que se aplicará en la fiesta más importante y multitudinaria de Teruel.

Más de 100 policías nacionales, reforzados con unidades especiales enviadas desde la Jefatura de Aragón y que incluyen la vigilancia desde el aire con un helicóptero, estarán pendientes de que todo transcurra con normalidad. A ellos se sumarán 42 policías locales –toda la plantilla– y los guardias que aporte el servicio de seguridad privado que ha contratado el Ayuntamiento. Por su parte, la Guardia Civil realizará controles de alcoholemia en todas las salidas de Teruel por carretera.

Hay que añadir el trabajo de 80 voluntarios de la Asociación Soga y Baga de Teruel que, apoyados por personal del servicio de Protección Civil, se ocuparán de que a lo largo del recorrido del encierro las vías de evacuación estén siempre abiertas.

Tanto la organización como el desarrollo del XVII Congreso Nacional del Toro de Cuerda suponen un auténtico reto para Teruel, pues nunca antes, salvando la Vaquilla y la fiesta medieval de las Bodas de Isabel, la ciudad había asumido un acontecimiento tan multitudinario. Según ha informado este miércoles la alcaldesa de Teruel, Emma Buj, los hoteles están llenos para esas fechas, no solo en la capital provincial, sino también en un radio que llega hasta la Sierra de Gúdar-Javalambre y Albarracín.

Por si fuera poco, ese mismo fin de semana habrá en Teruel 3.000 opositores que se examinan para obtener una plaza de maestro. Al parecer, muchos de estos estudiantes han tenido dificultades para encontrar una plaza de alojamiento. Buj ha asegurado que, antes de que estuviera fijada la fecha de los exámenes, ella misma pidió al Gobierno aragonés que no hiciera coincidir el proceso de oposición con el Congreso del Toro de Cuerda. "Pero no tuve éxito", puntualizó la regidora.

El próximo lunes comenzará el montaje de gradas con capacidad para más de mil personas en las calles Ruiz Jarabo, Moncada, Albarracín y plaza Playa de Aro. Hacia mediados de la semana se colocará en esas mismas vías el vallado que delimitará el recorrido de los toros y que obligará a modificar las rutas del autobús urbano y del camión de recogida de residuos. Los astados serán ensogados en la plaza de toros, pero habrá corrales también en la plaza de la Constitución para guardar a los animales. En el parque de la Glorieta se instalarán 27 casetas donde se mostrará la gastronomía y costumbres de las localidades españolas que participan en el evento.

El subdelegado del Gobierno, José Ramón Morro, y el delegado territorial de la DGA en Aragón, Benito Ros, han destacado el esfuerzo de las instituciones al intensificar las medidas de seguridad para lograr que el acontecimiento se celebre sin incidencias.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión