Huesca
Suscríbete

La música vuelve tras el silencio, con permiso

Desde los tejados y balcones ayudó a sobrellevar los días más duros de confinamiento y, por fin, vuelve a la calle, a la fiesta, como un bálsamo...

Isabel Laliena, Iñaki Carcavilla, Alejandro Escuer, Natalia Machín y Andrea Camacho posan en el quiosco de la música del parque de Miguel Servet de Huesca.
Isabel Laliena, Iñaki Carcavilla, Alejandro Escuer, Natalia Machín y Andrea Camacho posan en el quiosco de la música del parque de Miguel Servet de Huesca.
Verónica Lacasa

Ya suena. Desde el acompañamiento a los Danzantes hasta el de la ofrenda del día 15, la Banda de Música de Huesca actúa toda la semana laurentina, tras dos años de parón.

Cuenta con 40 músicos, pero este año dispondrá de hasta 55 para los grandes momentos, como, por ejemplo, el concierto del quiosco del parque de Miguel Servet, este sábado. En estas fiestas se estrenarán varios de sus integrantes, procedentes del Conservatorio Profesional de Música de Huesca. "Este año hay mucha juventud. Otros se han marchado pero con estos integrantes recién incorporados se ha vuelto a completar la Banda", explica Andrea Camacho, trompetista.

Aunque el grupo se nutra sobre todo de jóvenes, siempre se logra compaginar la fiesta con la pasión por la música y la Banda cumple con todas las actuaciones. "Es duro, pero lo hacemos porque queremos, y porque nos gusta, afirma otra componente de la agrupación, Natalia Machín.

Hasta el lunes, los músicos no paran. "Hacemos tres almuerzos seguidos (9, 10 y 11 ) y estamos toda la semana juntos, porque también tocamos en los toros", explica Alejandro Escuer, director de la Banda. Estas circunstancias favorecen el ambiente familiar entre ellos, que esperaban volver a unirse y retomar las fiestas.

También ha habido ensayos en pandemia "pero la gente se acostumbró a no venir y retomarlos ha sido complicado", dice Escuer. "Pero ha bastado un mes de preparación intensa para recuperar la forma", añade. Escuer está seguro de que estas fiestas "deberían hacernos olvidar un poco, ayudar a reencontrarnos tras el distanciamiento sufrido". Ellos harán todo lo posible porque la música vuelva a llenar la calles, porque, como dice Alejandro Escuer, "escucharla te ayuda a tirar para adelante, te desestresa…".

Isabel Laliena, Iñaki Carcavilla, Alejandro Escuer, Natalia Machín y Andrea Camacho posan en el quiosco de la música del parque de Miguel Servet de Huesca.
Isabel Laliena, Iñaki Carcavilla, Alejandro Escuer, Natalia Machín y Andrea Camacho posan en el quiosco de la música del parque de Miguel Servet de Huesca.
Verónica Lacasa
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión