Huesca
Suscríbete por 1€

La Diputación de Huesca subvencionará a las farmacias en localidades de menos de 1.000 habitantes

Con el objetivo de mantenerlas abiertas, concederá un fijo de 1.500 euros y una ayuda variable.

Farmacia rural de Navaleno
Una farmacia rural
Luis Ángel Tejedor

Primero fueron los cajeros automáticos y ahora las farmacias. Cada día, el medio rural pierde más servicios, y para tratar de evitar la exclusión financiera, en el primer caso, o las dificultades en el acceso a las medicinas, en el segundo, la Diputación de Huesca ha acordado este lunes ayudar también a mantener abiertas las oficinas de farmacia de los municipios con menos de 1.000 habitantes. 

El objetivo, ha dicho la diputada delegada de Iniciativas Locales, Miriam Ponsa, es garantizar la igualdad de acceso a los servicios básicos en todo el territorio. “Estamos hablando de servicios esenciales cuyo mantenimiento no se pone en duda en las localidades más grandes pero que, en el medio rural, tienen cada vez más dificultades para permanecer abiertos”, ha explicado Ponsa. Las farmacias, ha añadido, son "un servicio muy demandado en los pequeños municipios, que concentran una parte importante de población de personas mayores, que son a su vez los principales usuarios de este servicio”.

La Comisión de Hacienda ha dictaminado, para su aprobación en el pleno que se celebrará el jueves, una dotación presupuestaria para la convocatoria de estas subvenciones, un total de 60.000 euros. Se concederá un fijo de 1.500 euros por oficina de farmacia solicitante y una cantidad variable en función, entre otros criterios, del número de habitantes del municipio donde están instaladas y la pérdida de población en los 10 años anteriores.

La iniciativa se suma así a la acordada recientemente respecto a los cajeros automáticos, desaparecidos en la mayoría de los pueblos. Este mismo mes, la Diputación de Huesca anunció su intención de financiar su instalación en aquellos municipios que no disponen de oficinas bancarias, para "solucionar el problema de la exclusión financiera en el medio rural". Ya se han mantenido contactos con responsables de bancos y de la sociedad estatal de Correos.

Las ofertas realizadas por las distintas entidades varían entre los 10.000 y los 18.000 euros al año por cada una de las máquinas que se instalen, cantidad que incluye el mantenimiento. Otra opción es el ofibus, con un servicio de 8 a 10 horas, que rotaría por distintas localidades. En este caso se eleva a 150.000 euros.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión