Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

Denuncian el "lamentable" estado de la Granja de Almudévar por falta de cuidados

El conjunto es propiedad de la Confederación Hidrográfica del Ebro, que en 1992 la cedió a la Universidad de Zaragoza para la investigación agraria. La Politécnica de Huesca la devolvió en 2016 al no poder mantenerla. 

La Confederación Hidrográfica del Ebro ha derribado las tres edificaciones de la Granja de Almudévar que no estaban catalogadas por Patrimonio, aunque se encontraban dentro del área de protección de la misma. Desde Apudepa han lamentado estas demoliciones y la "desidia" con la que la CHE trata este conjunto, del arquitecto Regino Borobio (1927-1929). La asociación para la Defensa del Patrimonio de Aragón ha solicitado al Gobierno de Aragón que inspeccione si estos derribos han dañado alguno de los edificios catalogados como BIC. 

Desde la CHE han explicado que se trata de un proyecto que incluye el derribo de tres edificios no protegidos y que cuenta con autorización de la Dirección General de  Patrimonio así como con licencia del Ayuntamiento. Además,  se prevé vallado perimetral para la protección del conjunto. El organismo de cuenca cedió la Granja a la Universidad de Zaragoza en 1992 para la enseñanza e investigación agraria. Hasta 2016 fue utilizada con ese fin por la Escuela Politécnica Superior de Huesca, que ese año la devolvió a la Confederación por falta de presupuesto para mantener las instalaciones, que ya recibió en condiciones de deterioro.   

El Centro Agronómico de Almudévar, más conocido como la Granja, ha sido un importante centro de experimentación agrícola desde 1930, asesorando a los agricultores en nuevas técnicas de cultivo y en métodos de renovación rural. Apudepa denuncia que al Ayuntamiento de la localidad "lo único que le ha interesado de este patrimonio son sus terrenos de cultivo" y que "el estado del conjunto es extremadamente preocupante", pues la falta de conservación y el deterioro de los tejados hace que sufra la estructura del edificio.

Apudepa ha manifestado su temor a que la CHE deje "que los edificios que han quedado en pie colapsen y tengan derribarlos por completo". El conjunto está formado por un inmueble principal con planta en U, conformado a su vez por un pabellón central y dos alas laterales que crean una plaza de recepción a la que se llega por una agradable senda arbolada. En la parte trasera de este edificio principal se sitúa un gran patio formado por dicho inmueble, una piscina delante y tres pabellones, dos a los lados y uno en frente.

Detrás de este último hay otro pabellón de servicio. Existen, además, algunas edificaciones auxiliares. La finca es una muestra de este tipo de centros de renovación agrícola propios de una determinada época, la de los intentos de reorganización interior del territorio mediante el regadío propiciado por el nuevo canal de Almudévar

Apudepa defiende que es "un testimonio histórico importante, lo que se suma al indudable valor arquitectónico del conjunto". Por ello, exigen a la CHE, Ayuntamiento de Almudévar y a la Dirección General de Patrimonio del Gobierno de Aragón "que pongan remedio al deterioro de este conjunto, realicen labores de mantenimiento y un plan de uso acorde con su estructura, función e historia". 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión