Despliega el menú
Huesca

ayuntamiento de Huesca

Huesca concede en 50 días más ayudas sociales de urgencia que en todo un año

El Ayuntamiento de Huesca han tramitado en mes y medio  851 peticiones para alimentos o alquiler frente a las 680 gestionada en 2019. El servicio de acogida para personas sin techo ha atendido a 38 usuarios

Usuarios del servicio de acogida habilitado en el pabellón Río Isuela al inicio de la pandemia.
Usuarios del servicio de acogida habilitado en el pabellón Río Isuela al inicio de la pandemia.
Rafael Gobantes

La cifras siempre son frías, pero con ellas arrastran una realidad que a veces es dramática. Es el caso de las ayudas de urgencia concedidas por el Ayuntamiento de Huesca desde que entró en vigor el estado de alarma con todas sus consecuencias. Entre el 18 de marzo y el 8 de mayo, el área de Servicios Sociales ha tramitado 851 solicitudes, 171 más que las gestionadas durante todo 2019 (que fueron 680. La mayoría de ellas han sido para alimentación, pero también se ha pedido dinero para pagar el recibo de la luz, el alquiler o comprar medicamentos.

La concejala de Servicios Sociales, Rosa Serrano, comenta que el número de ayudas de urgencia en un mes normal suele estar entre 60 y 80. En el mismo periodo del año pasado se concedieron 170 ayudas. «La comparativa refleja la emergencia que ha habido por la crisis de la pandemia», afirma la edil. «Y nos preocupa la situación que están viviendo y que vivirán las familias de nuestra ciudad», añade.

Las ayudas tramitadas en estos últimos 50 días han beneficiado a 406 familias «y se han atendido sin dilación». «Si la necesidad era urgente igual ha tenido que ser la respuesta», destaca Serrano. La concejala manifiesta que todavía no se ha empezado a hacer un balance «porque siguen llegando peticiones». No obstante, apunta que algunas personas que habían solicitado esta asistencia tras quedar en el paro, ya están empezando a cobrar la prestación.

La concejala reconoce que esta crisis sanitaria va a marcar «un antes y un después» y que hay preocupación por la vulnerabilidad en la que quedarán muchos vecinos de Huesca. Es algo que se temió desde el primer momento.

Una de las primeras decisiones de la Junta de Portavoces fue incrementar en 100.000 euros la partida de 135.000 destinada a las ayudas de urgencia en el presupuesto del Ayuntamiento para 2020. Hay pendientes otros 100.000 euros con el mismo destino. En estos 50 días se ha gastado casi la mitad de lo que estaba presupuestado para todo el año. Serrano considera que con las dos aportaciones extraordinarias no habrá problema para seguir atendiendo la demanda, «pero nos asusta porque el ritmo de solicitudes muy alto».

La plantilla del área de Servicio Sociales ha funcionado al 100%, con turnos presenciales y teletrabajo. Todas las necesidades y funciones se han coordinado a través de una ‘mesa social’, integrada por el Ayuntamiento, Cruz Roja, Cruz Blanca y Cáritas.

Sí se ha empezado a hacer balance de la asistencia a las personas sin techo, que ha ocupado el 60% de la gestión de Servicios Sociales, indica la concejala. En el pabellón Río Isuela se montó un servicio de acogida por el que han pasado hasta 38 transeúntes. Primero se instalaron camastros y después, somieres y colchones. Ha funcionado como un gran albergue en el cual también se ha vigilado la salud de los usuarios. Tres de ellos estuvieron en cuarentena pero afortunadamente no sufrieron la covid-19.

Además de alojamiento y comida también han recibido atención psicológica y social. Muchos han empezado a marcharse.

Etiquetas
Comentarios