Despliega el menú
Huesca

huesca

DGA y Ayuntamiento de Huesca detectan 40 alumnos con necesidades en los últimos tres años para hacer un reparto equitativo

Ambas administraciones renuevan el convenio para mejorar la identificación de escolares en riesgo de exclusión. 

Foto de archivo de un colegio de Huesca.
Foto de archivo de un colegio de Huesca.
Roger Navarro

El Consejo de Gobierno ha dado el visto bueno este lunes a la renovación del convenio, por segundo año, entre el Departamento de Educación y el Ayuntamiento de Huesca para colaborar en la detección de alumnado que pueda estar en situación de riesgo de exclusión de cara al próximo proceso de escolarización, un trabajo conjunto que se ha llevado a cabo en los tres últimos años y que, ahora, volverá a reeditarse.

Gracias a esta iniciativa, se ha podido detectar en este tiempo un total de 40 niños y niñas con necesidades específicas de apoyo educativo en la ciudad de Huesca (14 en 2017, 13 en 2018 y otros 13 en 2019), "lo que ha permitido una adecuada distribución entre todos los centros de la capital oscense con el fin de asegurar la calidad educativa para todos, la cohesión social y la igualdad de oportunidades", destacan desde la DGA.

De esta forma, se pretende identificar a aquellos estudiantes que presenten necesidades antes del inicio de su etapa escolar para poder proceder a la elección de centro, informando a los padres de las opciones posibles y garantizando la equidad. Gracias a este acuerdo, el Ayuntamiento de Huesca debe encargarse de la detección de estos menores, de 2 y 3 años de edad, que puedan presentar necesidad específica de apoyo educativo para su comunicación posterior a Educación, que se encarga de entrevistarse con las familias y asesorarlas y ayudarles a escolarizar a sus hijos e hijas en el entorno más adecuado.

El departamento ha trabajado desde el comienzo de la pasada legislatura en mejorar la detección y en un reparto equitativo de todos los alumnos con necesidades en todos los centros. Para ello, recuperó los Equipos de Atención Temprana y fijó en el decreto de escolarización una reserva de plazas durante todo el curso para alumnado con necesidades específicas de apoyo educativo, excepto en los centros que ya presentan un alto porcentaje de estos estudiantes, en la búsqueda de que haya un equilibrio entre centros.

El Tribunal Superior de Justicia de Aragón avaló la distribución equilibrada del alumnado fijada por el Gobierno en este decreto, destacando “los esfuerzos del departamento” en cuanto a la detección de acneaes y las “medidas equilibradoras” introducidas. Hay que recordar, a este respecto, que tanto el colegio Pío XII como el instituto Lucas Mallada, ambos de Huesca, acudieron a la Justicia para denuncia el reparto equilibrado de alumnos en primaria y secundaria.

Este decreto también introdujo el año pasado como novedad que el número de vacantes para acneaes dependerá de las plazas libres y las características del centro. Aquellos que estén por encima de la media de su municipio o zona y tengan vacantes, las ofertarán preferentemente en el fuera de plazo para alumnos ordinarios.

Precisamente en cuanto a la detección, desde el departamento destacan que este no es el único convenio que firma ya que también tiene otros suscritos con Teruel y Zaragoza y, desde el pasado curso, con los consistorios de Jaca y Sabiñánigo.

Etiquetas
Comentarios