Aragón
Suscríbete

el tiempo en aragón

¿Ola de calor en invierno? Se esperan más de 20 grados en el Pirineo y en Teruel en plena Nochevieja

Según la Aemet se trata de un episodio meteorológico de subida de temperaturas "puntual", tras el que se recuperarán los valores habituales de esta época del año.

Previsión de temperaturas en Aragón esta Nochevieja, según la AEMET
Previsión de temperaturas en Aragón esta Nochevieja, según la AEMET
Víctor Meneses

No, no es una inocentada. Si las previsiones meteorológicas se cumplen, a partir de este jueves y durante tres días podremos olvidarnos del abrigo y disfrutar de temperaturas más típicas de la primavera o de principios de verano en la mayor parte de Aragón. La razón: un anticiclón que hará que los termómetros estén 15 grados centígrados por encima de lo normal, a excepción de Zaragoza, donde, a pesar de registrar entre 10 y 14 grados de máximas entre este jueves y el sábado, no se espera superar los 20º como en algunos puntos del Pirineo o de la provincia de Teruel.

Ante el pronóstico del tiempo previsto para este final de año, los expertos recuerdan que los anticiclones son fenómenos meteorológicos normales en esta época del año, pero no con temperaturas tan altas. Ello se debe a que viene acompañado de una masa de aire caliente que hará que suba el mercurio. Pero hay una excepción: esos valores no serán tan altos en la capital aragonesa porque el anticiclón lo que hace es bloquear la masa de aire. Por este motivo, no es descartable que vuelvan las nieblas debido a que no hace viento, por lo que es posible que las temperaturas máximas tiendan a bajar en la capital aragonesa a partir del jueves, que es precisamente cuando más se prevé que suban en el resto de la comunidad. 

Este fenómeno habitual en Zaragoza se conoce como inversión térmica: es muy posible que mientras en los puntos más altos de las provincias de Huesca y de Teruel suba el termómetro, en la ibérica zaragozana baje por el bloqueo de la masa de aire.

Precisamente será en el Pirineo donde se registrarán valores nada habituales para estas fechas, según la previsión de Aemet. Así en Benasque se espera llegar a los 22 grados centígrados el último día del año, a los 20 en Biescas y en Jaca, y a los 18 en Sallent de Gállego, con cielos despejados. Valores similares se alcanzarán en los pueblos más fríos de Teruel. En Bronchales, por ejemplo, llegarán a los 17 grados, en Mora de Rubielos a los 21 y en Montalbán, a los 22. Las mínimas también serán bajas, pero más altas de lo habitual. Mientras, en Zaragoza las máximas para Nochevieja no superarán los 11 grados, con mínimas de 4.

Valores comparativos con 2020

Si comparamos con los registros de 2020 en las mismas fechas, las mínimas en las citadas localidades no llegaban a los 0 grados centígrados. De hecho, la alerta por nevadas se mantuvo activa durante fin de año en el Pirineo, con mínimas de 10 bajo de cero en algunos puntos de la provincia de Huesca. A partir de este jueves y hasta el domingo, los mismos valores oscilarán entre los 2 y los 4 grados en el mercurio. 

"Son episodios de altas temperaturas en un espacio muy limitado de tiempo dentro de una dinámica meteorológica muy concreta, aunque ciertamente es una subida poco habitual", apunta Samuel Buisán, meteorólogo de la Delegación de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) en Aragón. "Se trata de momentos puntuales extremos, como ocurrió el 8, 9 y 10 d enero de 2020 con Filomena". "No por tratarse de una situación conducente a una subida de temperaturas debemos alarmarnos. Es más, deberíamos disfrutar de este buen tiempo en pleno invierno, porque a partir de este domingo las temperaturas irán descendiendo de manera gradual hasta alcanzar los valores habituales para estas fechas", comenta Buisán.

Una agradable subida que será generalizada en todo el país. De hecho, en Bilbao, por ejemplo, también se espera que se lleguen a los 22 grados centígrados el día de Nochevieja, y lo mismo ocurrirá en otros puntos del norte peninsular donde van a poder disfrutar en diciembre del verano que no han tenido. 

No obstante, los expertos advierten de que estos valores primaverales en pleno invierno son perjudiciales para los frutales, por ejemplo, dado que los árboles necesitan frío en esta época del año y, durante unos días, van a sufrir temperaturas demasiado altas.  

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión