Aragón
Suscríbete

Reportaje

"Ya no se tiene una zona cerrada para que ingresen los pacientes covid"

El Hospital Nuestra Señora de Gracia lleva una semana libre de este virus, pero está preparado si llegan nuevos casos.

El doctor Juan Jiménez-Muro, a la derecha, con los enfermeros Lorena Franco y Javier Herrero.
El doctor Juan Jiménez-Muro, a la derecha, con los enfermeros Lorena Franco y Javier Herrero.
Oliver Duch

Los hospitales recuperan de forma progresiva los espacios que durante veinte meses han ocupado para la atención a los enfermos con coronavirus. La situación epidemiológica en esta sexta ola permite volver a dedicar los recursos materiales y humanos al funcionamiento habitual del centro sanitario, similar a la era prepandemia. Tanto es así que algunos han pasado a ser zonas libres de covid. Es el caso de Nuestra Señora de Gracia (Provincial) de Zaragoza, que lleva ya una semana sin atender a enfermos con este virus.

El escenario que se plantea ahora dista mucho del que tenían hace justo un año. A principios de noviembre de 2020, este centro hospitalario tenía unos 50 enfermos con coronavirus, seis de ellos en la uci. Entonces, todo giraba en torno a la covid. El día a día del Provincial, al igual que el resto de hospitales aragoneses, ha estado condicionado por la evolución de la pandemia. En 2020, entre marzo, cuando se desató la crisis sanitaria, y diciembre, atendieron a 326 pacientes. Este año, hasta junio, a 180. La ocupación ha ido descendiendo paulatinamente: en julio pasaron por el hospital 21 pacientes; en agosto, 17; en septiembre, 5; y en octubre, 3. Hasta llegar a la ansiada cifra 0.

La presión asistencial por esta enfermedad ha ido bajando conforme han aumentado las coberturas de vacunación. En estos momentos, en Aragón hay 66 personas ingresadas, 15 en cuidados intensivos. Durante toda la pandemia, la Comunidad ha notificado más de 162.700 contagios, de los que 6.075 han requerido hospitalización, 1.394 en intensivos.

El doctor Juan Jiménez-Muro, jefe de servicio de Medicina Interna de Nuestra Señora de Gracia, reconoce que, como todos los hospitales, estuvieron "muy sobrecargados, sobre todo al principio". Volviendo la vista atrás, y pensando en cómo se encontraban hace año y medio, asegura que "había mucho trabajo, faltaban medios materiales y existía un gran desconocimiento de la evolución de la enfermedad y cómo abordarla". "Poco a poco, con las sucesivas olas, fuimos sabiendo mejor lo que había que hacer, y lo que no. Llegaron equipos de protección, teníamos acceso a tratamientos eficaces y luego, apareció la vacuna". Un hito, dice, porque conforme ha aumentado la inmunización "ha ido disminuyendo la incidencia y la gravedad de los casos".

Control de medicina interna del Hospital Provincial de Zaragoza.
Control de Medicina Interna del Hospital Provincial de Zaragoza.
O. D.

Para hacer frente a esta enfermedad, se agrupó a todos los pacientes covid en Medicina Interna y las ucis se duplicaron. "Conforme fueron bajando los casos se dejó de tener la planta ocupada por coronavirus y se volvió a la distribución normal por especialidades, no hacía falta tener más camas de uci disponibles fuera de las normales, la cosa se fue normalizando", insiste el doctor Jiménez-Muro: "Cuando hemos tenido alguna incidencia de covid se ha mantenido media planta para esta patología, pero cada vez eran necesarias menos habitaciones, hasta ahora, que no tenemos ninguna". La distribución, sin embargo, es flexible: "Estamos preparados para abrir de manera inmediata espacios destinados a covid, pero ya no se tiene una zona cerrada esperando que ingresen los enfermos con esta enfermedad. Si mañana llega uno, sabemos dónde ubicarlo y cómo debemos actuar".

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión