Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

El Gobierno español preparó durante dos semanas la entrada del líder del Frente Polisario por la Base de Zaragoza

Brahim Gali fue desintubado este jueves en el hospital de San Pedro de Logroño tras 32 días.

El líder del Frente Polisario, Brahim Gali, en una imagen de archivo
El líder del Frente Polisario, Brahim Gali, en una imagen de archivo
Archivo HA

El Gobierno español preparó durante cerca de dos semanas el traslado a España del líder del Frente Polisario, Brahim Gali, tras ser informado de su grave estado de salud. Según fuentes diplomáticas a las que ha tenido acceso HERALDO, el Ejecutivo eligió la Base de Zaragoza por sus especiales condiciones y su cercanía al hospital riojano, donde decidió que se le atendiera de forma urgente.

La crisis sanitaria de la pandemia afectó a Gali, presidente de la autoproclamada República Arabe Saharaui Democrática (RASD), a finales de marzo en los campos de Tinduf, al sur de Argelia, donde reside con los saharauis tras la ocupación del Sahara occidental por Marruecos.

Al parecer fue contagiado de coronavirus por algún familiar de su entorno y tuvo que ser trasladado con urgencia al hospital central de L’Armée (del Ejército) en Argel para ser atendido por el médico argelino Mohamed Seghir Nekkache, quien le acompañó en el vuelo hacia España, junto a un familiar.

Debido a la negativa evolución de su enfermedad, fue finalmente trasladado el 18 de abril a la Base de Zaragoza en un avión medicalizado de la Presidencia de Argelia . No necesitó pasar por el control de aduanas al haber invocado España razones humanitarias. Según las mismas fuentes, las autoridades españolas permitieron que fuera ingresado en el hospital con nombre falso, Mohamed Benbatouche, por razones de seguridad.

“Las autoridades españolas autorizaron la evacuación de un jefe de Estado por su estado de salud"

Cuando se cumplen 32 días de su ingreso en la UCI, desde la noche del pasado 18 de abril, Gali ha sido desintubado este jueves tras haber sido trasladado hace unos días a una habitación de planta por la evolución positiva de la neumonía bilateral con severas complicaciones respiratorias. Así lo ha confirmado el delegado saharaui en España, Abdulah Arabi, a HERALDO: “No se encuentra en condiciones de hacer ninguna declaración porque le acaban de desintubar. ’Solo podemos decir que la decisión de su traslado y el lugar por donde hacerlo correspondió a las autoridades españolas”.

El delegado saharaui explica que Gali "va mejorando, aunque ha necesitado ayuda para respirar" y el "proceso médico" para una persona de 73 años puede alargarse en varias semanas ingresado en el centro hospitalario y dependerá de los médicos del hospital de Logroño que lo atienden, como cualquier enfermo de su edad que ha sufrido las consecuencias de la pandemia.   

Por otra parte, el presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, ha rechazado que Gali hubiera sido trasladado desde Zaragoza a Logroño en una ambulancia del Salud aragonés. En sede parlamentaria, y en respuesta a una pregunta del líder del PP aragonés, Luis María Beamonte, Lambán manifestó que el Gobierno de La Rioja le había comunicado que el vehículo sanitario correspondía al servicio de salud riojano. Sin embargo, el informe remitido por la Policía Nacional al juez de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz, especifica que el traslado lo realizó una ambulancia medicalizada del Salud aragonés.

El magistrado, titular del Juzgado de Instrucción número 5 de la Audiencia Nacional, reabrió esta semana la causa que había presentado la Asociación Saharaui para la Defensa de los Derechos Humanos y avisó de que iba a citar a Brahim Gali el próximo 1 de junio debido a las denuncias relacionadas con torturas, detenciones, lesiones, desapariciones y genocidio. Sin embargo, el Ministerio fiscal señaló que en estos momentos “no procede” la notificación de la querella “hasta que el estado de salud del querellado lo permita, debiendo ser reconocido por el médico forense, quien procederá a su examen y valoración sobre la posibilidad de prestar declaración judicial”.

Al no haber tomado una medida cautelar sobre el líder del Frente Polisario, fuentes diplomáticas señalaron que en los próximos días Gali podría regresar a Argelia desde la Base de Zaragoza en el mismo avión medicalizado de la Presidencia sin prestar declaración.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión