Aragón
Suscríbete

Filomena y las heladas elevan las indemnizaciones en el campo aragonés hasta los 28,6 millones de euros

Los frutales fueron los más afectados por el desplome de las temperaturas, que provocaron daños por 24,9 millones. 

Foto de Bello tras el paso de la borrasca Filomena
Foto de Bello tras el paso de la borrasca Filomena
Javier Escriche

Los datos de Agroseguro evidencian lo complicado que ha sido para el campo un primer cuatrimestre de 2021 marcado por las adversidades del clima. Prueba de ello es que las indemnizaciones por los daños provocados por distintos fenómenos meteorológicos se elevan en Aragón a los 28,6 millones, de los que la inmensa mayoría (24,9 millones) han tenido como destino las hectáreas de frutales aseguradas. La cifra sitúa a la Comunidad entre una de las más afectadas del país por estos siniestros, por los que Agroseguro ha abonado 255 millones de euros, lo que supone un incremento 37% respecto al mismo periodo del año anterior.

Filomena y las heladas primaverales fueron los protagonistas de la mayor parte de los daños. Los temporales de los primeros días del año, tras los que llegó la profunda borrasca que desplomó los termómetros hasta los 20 grados bajo cero y cubrió con un espeso manto blanco numerosa zonas del interior del país y el litoral mediterráneo, provocaron afecciones en el almendro, donde la acumulación de nieve provocó la rotura de ramas y daños en la madera o en las yemas. Unos siniestros cuyos efectos definitivos dependerá de la evolución de los próximos meses, recordó la entidad aseguradora.

En marzo, el motivo de preocupación fueron las heladas primaverales. La entrada de una masa de aire frío por el nordeste peninsular el día 19 de aquel mes provocó un importante desplome de las temperaturas nocturnas en Aragón, pero también en Andalucía, Cataluña, Castilla-La Mancha, Comunidad Valenciana, Extremadura, La Rioja y Región de Murcia. Los perjudicados fueron los fruticultores, cuyas producciones sufrieron "daños severos"especialmente en fruta de hueso, pero también en variedades adelantadas de fruta de pepita, dado que, detalla Agroseguro, estos cultivos se encontraban en pleno periodo de floración. Hubo también siniestros en almendro, ya que los frutos se encontraban en las primeras etapas de floración.

Han sido precisamente los frutales los cultivos más perjudicados por los caprichos del clima en la Comunidad aragonesa. Según los datos del sistema de seguros combinados, las indemnizaciones en las líneas con la que se da cobertura a melocotón, albaricoque, pera, ciruela y manzana alcanzaron en los cuatro primeros meses de 2021 los 93,5 millones de euros, de los que 24,9 se abonaron en Aragón, una cifra solo superada por Cataluña (28 millones). Estos daños sufridos en las dos regiones más productoras del país justifica, como han insistido las organizaciones agrarias, la necesidad de un menor volumen de mano de obra para la campaña de recolección que ya comenzado con la recogida de la cereza.

"A este inicio tan complicado de año, se une ahora la incertidumbre que provoca la llegada de la primavera y el verano, cuando las tormentas de pedrisco se vuelven más frecuentes e intensas", advierte Agroseguro. Y es que en 2020, las precipitaciones de granizo generaron 227 millones en indemnizaciones para los agricultores asegurados. Herbáceos y frutales fueron los cultivos más afectados, especialmente en la Comunidad aragonesa, donde los siniestros provocaron daños por valor de 30,3 millones de euros.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión