Despliega el menú
Aragón

campaña de inmunización

"Ojalá esto se normalice pronto y pueda estar con mis nietos y toda la familia"

Sanidad ha empezado este miércoles a vacunar de forma sistemática contra la covid a la población mayor de 80 años y prevé administrar 1.800 dosis esta semana en 23 centros de salud.

Vacunación en el centro de salud Torre Ramona, de Zaragoza.
Vacunación en el centro de salud Torre Ramona, de Zaragoza.
DGA

Emoción, alegría contenida y, sobre todo, esperanza. Así han calificado este día las personas mayores de 80 años que no viven en residencias se han sumado desde este miércoles a la campaña de vacunación contra la covid-19. Sanidad prevé administrar esta semana 1.800 dosis a este colectivo en 23 centros de salud repartidos por todo Aragón. Es el inicio oficial de la vacunación en esta franja de edad, aunque ya se ha inoculado el fármaco con dosis sobrantes a este grupo, dado que los ambulatorios han ido autogestionando las vacunas.

El centro de salud Torre Ramona, en Zaragoza, ha sido uno de los que han iniciado el proceso. A mediodía, aprovechando el momento de menos afluencia de pacientes, ha comenzado la vacunación contra la covid. Personal sanitario ha llamado a quienes habían recibido la cita con anterioridad, que accedían en grupos de seis, para facilitar las distancias de seguridad y la espera recomendada tras la inyección, de 15 minutos, para comprobar que no había reacciones adversas al fármaco. Felisa Palacios, de 94 años, ha acudido acompañada por su hija, Angelines, y ha trasladado su deseo de que la vacuna ayude a frenar y controlar la pandemia: "Ojalá esto se normalice pronto y pueda estar con mis nietos y toda la familia". Un objetivo que compartían también Veneranda Chaverri, de 98 años, y su hijo, Francisco: "Teníamos muchas ganas, estábamos deseando. Esto da muchísima más tranquilidad, aunque hay que seguir manteniendo todas las medidas de precaución". La siguiente cita para la segunda dosis a quienes han recibido hoy la primera inyección será el 10 de marzo.

Entre las primeras en recibir la primera inoculación estaba Pepa Benítez, de 85 años, junto a su madre, Carmen Cano, de 104 años, y su nieta, Carmen Tejedor, que acompañó a su abuela y a su bisabuela. Pepa ha trasladado su emoción de poder volver a abrazar a sus nietos, algo que no hace, ha relatado, desde hace un año: "Las Navidades han sido muy tristes", recuerda. Para su nieta ha sido también un momento especia, después de que lleven desde febrero sin poder estar juntos, viéndose desde la puerta, para evitar el contagio: "Para ellas ha sido muy duro y para nosotros también, con la vacuna podremos acercarnos más a ellas".

Desde el centro de Torre Ramona, la enfermera Blanca Álvarez, encargada de suministrar la vacuna, ha explicado que se va llamando primero a los de mayor edad, después de que la semana pasada y la anterior vacunaran a las personas discapacitadas de grado 3: "Cada enfermera llama a los pacientes para ver si se quieren vacunar, y se les anima. Luego la administrativa se pone en contacto con ellos y les da la cita". Para Saray Aparicio, rastreadora del centro, la incidencia está bajando respecto a las últimas semanas: "Hemos bajado mucho el número de positivos. A mediados de enero teníamos 20 o 30 diarios y ahora cuatro o cinco. Ha bajado mucho el número de contactos estrechos después de Navidad. Vamos muchísimo mejor".

El centro de salud Parque Roma ha sido otro de los que han iniciado el proceso de vacunación en Zaragoza en esta franja de edad. En este ambulatorio también se va llamando y dando cita a los pacientes por orden de nacimiento, empezando por los de más edad. A las puertas del ambulatorio esperaban este miércoles su turno Gaudencio Miguel Copeto, de 92 años, con una discapacidad de grado 3, acompañado por su mujer, Josefina Polo, de 85, a la que todavía no le han dado hora para la inyección. También ha acudido Carmen Lausín, de 94 años, acompañada por su hija, Marga Blas, de 69, que relata que no salen mucho de casa: "Cuando empezó la campaña de la gripe se vacunó, esto hay que hacerlo". También acudió María Pilar Tudela, de 92 años, junto a sus hijas, que han indicado que en casa procuran mantener las distancias y las medidas de precaución. La vacuna, coinciden, permite tener más tranquilidad. 

La vacunación también ha comenzado entre los mayores de 80 años en el centro de salud Teruel Ensanche y en Pirineos de Huesca.

Vacunación en el centro de salud Teruel Ensanche, de Teruel.
Vacunación en el centro de salud Teruel Ensanche, de Teruel.
DGA
Vacunación en el centro de salud Pirineos, de Huesca.
Vacunación en el centro de salud Pirineos, de Huesca.
DGA
Etiquetas
Comentarios