Despliega el menú
Aragón

empresas

Tereos ya está preparada para transformar 1,5 millones de kilos de maíz cada día

La planta zaragozana, que produce almidón, glucosa y dextrosa, está ultimando una inversión de 25 millones que incrementa en un 25% su capacidad de producción.

Trabajadores de Tereos ante una nueva máquina centrífuga para producir almidón.
Trabajadores de Tereos ante una nueva máquina centrífuga para producir almidón.
Tereos

La planta que el grupo francés Tereos tiene en Zaragoza ya está preparada para atender a una demanda que mantiene una tendencia al alza en los últimos años. La fábrica (en sus orígenes Campo Ebro Industrial), situada en el barrio del Picarral de la capital aragonesa y que produce almidón, glucosa y dextrosa para el sector papelero, el de la alimentación y el farmacéutico, ha incrementado en un 25% su capacidad de molturación y ya puede transformar 1,5 millones de kilos de maíz al día.

Así lo han verificado las pruebas realizadas recientemente con éxito para poder llegar a procesar medio millón de toneladas al año –500 millones de kilos –, con lo que la fábrica zaragozana "ha dado un paso más" para adelantarse a una demanda en crecimiento. Eso sí, explica su director general, Javier Pemán, la fábrica trabajará a pleno rendimiento "cuando la evolución del mercado así lo exija".

Para ello, Tereos puso en marcha un plan de inversiones dotado con 25 millones de euros que ya está prácticamente ultimado. "Hemos hecho un 90% de la inversión y ahora queda por instalar algunas máquinas y la parte de automatización para ir sustituyendo elementos más manuales por lazos de control más modernos y potentes", detalla Pemán.

El incremento de la demanda de almidón destinado a la industria del cartón y el papel, así como la buena marcha de la producción de la línea de dextrosa libre de toxinas dirigida a la industria farmacéutica –que la utiliza para la fabricación de sueros intravenosos y tratamientos de hemodiálisis–, están detrás de la necesidad de la planta de Zaragoza de ampliar su producción. Una inversión que, como añade el director general, "no se ha modificado ni un ápice y que sigue el plan previsto tanto en los aspectos de ampliación, como en el proceso de digitalización o en temas medioambientales", a pesar del complicado momento sanitario y económico que está viviendo España pero también Francia (y toda Europa), país de origen del potente grupo cooperativo en el que está integrada la fábrica aragonesa.

Producción récord

Y es que Tereos, que cuenta con una plantilla de más de 200 empleados y da empleo a más de 500 indirectos, no ha dejado de trabajar ni un solo día desde que comenzara la pandemia de la covid-19. Lo hizo también durante el confinamiento, ya que su producción tiene como destino sectores tan esenciales como la alimentación humana y animal, el farmacéutico y el del papel y cartón. "Estamos trabajando al 90% o 95% de la capacidad, que es un porcentaje muy bueno", señala Pemán, que reconoce que desde que se declarara la alerta sanitaria la demanda ha sufrido altibajos.

Marzo fue un mes excelente en ventas para Tereos, "pero es cierto que eso fue por el acaparamiento y el sobreconsumo que hizo la gente cuando iba a comenzar el encierro", recuerda el director general. La producción conseguida en ese mes marcó un récord histórico e hizo que también lo fueran los datos del ejercicio 2019-2020 (de 1 de abril a 31 de marzo), que cerró con una producción cercana a las 400.000 toneladas (400 millones de kilos).

En abril, se compensó un poco la situación y mayo y junio "fueron flojos", pero en el mes de septiembre "ha ido remontando". Porque, como señala Pemán, aunque no todos los sectores han corrido la misma suerte, el mercado farmacéutico "está funcionando muy bien" y también lo está haciendo el del cartón, "que está muy fuerte porque el comercio electrónico se ha disparado con la crisis sanitaria", matiza Pemán.

Inversiones en Villanueva

Con el plan de inversión casi ultimado, Tereos ya tiene previsto un nuevo desembolso. Será de 10 millones de euros y servirá para levantar en Villanueva de Gállego –donde la compañía adquirió el pasado año un total de 20.000 metros cuadrados– un centro logístico para recepcionar el maíz (su materia prima), que compran a sus proveedores de Aragón y Francia y tratar dicho cereal para transportarlo después hasta la planta situada en el corazón del Picarral zaragozano.

"Estamos trabajando en el proyecto con el fin de presentarlo a principios de 2021 para comenzar a tramitar las licencias", detalla el director general de la planta aragonesa. Pero el almacén, que estará dotado de modernas tecnologías, no estará operativo hasta, al menos, 2022, porque, según explica Pemán, "un proyecto de estas características lleva su tiempo, por lo que su puesta en marcha podría exigir un par de años".

Con más cereal cultiva en Aragón

La materia prima para la producción de Tereos es el maíz. No todo el que llega a la planta se cultiva en Aragón, pero es cada vez mayor el volumen de cosecha local que entra en las instalaciones del Picarral. "Este año estamos incrementando el consumo de maíz de Aragón y, aunque no hemos terminado la campaña, calculamos que el aumento puede estar en unas 20.000 toneladas más", señala el director general de la planta, Javier Pemán.

El objetivo de Tereos, detalla, es que el maíz necesario para cumplir sus planes de expansión sea de origen local, por lo que la empresa tiene abiertas varias líneas de trabajo orientadas a colaborar con productores de cereal isogénico. Además, añade el director general, la empresa ofrece a los productores ventajas económicas (precio) o logísticas (transporte a pie de campo) "para que trabajar con Tereos sea atractivo para el agricultor".

Etiquetas
Comentarios