Despliega el menú
Aragón

calzado

SOS Comarca del Aranda urge a reunirse con el presidente comarcal ante el "declive" de la zona

La plataforma pide que estén representados, como mínimo, los municipios de Illueca y Brea, localidades de mayor población de la comarca y más afectadas por la crisis del calzado.

Brea
Protesta en Brea en marzo pasado para reclamar medidas que palíen la crisis del calzado
Pilar López Rojo

La Plataforma SOS Comarca del Aranda ha solicitado por escrito, una reunión urgente con el presidente de la Comarca del Aranda, José Ángel Calvo, para abordar de primera mano las gestiones realizadas por la institución comarcal en favor de la reindustrialización de la zona dada su complicada situación.

La plataforma también solicita que en dicho encuentro también estén presentes alcaldes de la delimitación comarcal, como mínimo, piden que estén los de Illueca y Brea, localidades de mayor población.

En la petición registrada desean que el encuentro se produzca lo antes posible dado “el declive” que sufre la zona. Al mismo tiempo, buscan que sea una reunión en la que también puedan ser escuchadas sus ideas en la búsqueda de nuevas alternativas para el empleo en la zona.

La comarca del Aranda, dedicada de forma prácticamente de forma exclusiva a la fabricación del calzado ha perdido en los últimos veinte años más de 1.200 puesto de trabajo y se ha cerrado cerca de 70 empresas de este sector.

Ante la falta de empleo e inversiones y la despoblación que sufre el Aranda a principios de años de creó esta plataforma ciudadana que clama por un futuro.

Sos Comarca del Aranda junto con Zumaque en Brea de Aragón, fueron los organizadores de una concentración de protesta histórica a principios de marzo en la que se dieron cita más de 2.500 manifestantes.

La pandemia de coronavirus ha contribuido a asestar un nuevo golpe a la dura situación que vive la industria del calzado en el Aranda. La pandemia no solo ha deprimido el consumo de zapatos, sino que también ha implicado la suspensión de la fabricación en la gran mayoría de las empresas localizadas en Illueca y Brea. Al bloqueo de los pedidos de invierno hay que sumar los retrasos en los pagos de la colección de verano servida antes de la crisis y el ‘stock’ que acumulan los negocios que no llegaron a distribuirla. A ello hay que añadir el retraso en la fabricación de la colección de invierno, que ha comenzado a intentarse vender con varios meses de retraso con unas previsiones nada halagüeñas.

Etiquetas
Comentarios