Despliega el menú
Aragón

cartas de recuerdo 

"Me preguntas si podéis ir cuatro al entierro de tu padre. Nadie me dice la respuesta"

Carlos Lobera, director del Tanatrorio de Torrero, recuerda que un amigo le pidió entrar cuatro familiares al sepelio del fallecido. 

Carlos Lobera escribe la carta a su amigo José Luis desde el despacho del Tanatorio del cementerio de Torrero.
Carlos Lobera escribe la carta a su amigo José Luis desde el despacho del Tanatorio del cementerio de Torrero.
Guillermo Mestre

Querido amigo José Luis: 

A primera hora de la mañana recibo tu llamada para comunicarme que tu padre acaba de fallecer. Tu padre, al que conocía desde hace más de veinte años. No sabes cómo lo siento. Era una buena persona, siempre pendiente de su familia y sobre todo de sus nietos, a los que adoraba. Recuerdo perfectamente nuestras charlas, cuando me contaba lo mucho que le gustaba ir a su pueblo, del cual tuvo que marcharse y venir a vivir a Zaragoza porque así lo decidieron los avatares de la vida. Yo le entendía perfectamente, a mí me pasó lo mismo.

Me cuentas que, al igual que otras muchas personas durante estos días, tu padre se ha ido sin que hayáis podido acompañarlo hasta el final. Vosotros tampoco os habéis podido despedir de él como os habría gustado, como él se merecía. Esta situación hace que su pérdida sea todavía más dolorosa para toda vuestra familia. Y me pides un favor: «Sabes que somos tres hermanos, que también está mi madre… Y nos han dicho que solamente pueden asistir tres personas para acompañarlo en el momento de la incineración». 

¿Puedo hacer algo? ¿Podéis venir los cuatro? Para vosotros, como para todas las familias estos días, también sería muy importante estar los cuatro juntos hasta el último momento, aunque ni siquiera podáis abrazaros. En el último mes, esta será la primera vez que podáis hacerlo por culpa del dichoso confinamiento. 

Es verdaderamente triste que vaya a ser en la antesala de un crematorio. Lo siento, Fernando, de corazón. En estos días he recibido infinidad de protocolos de actuación y de prevención para protegernos del maldito virus covid-19. Y en todos ellos se repite esa frase que tanto entiendo y defiendo, y a la vez tanto me atormenta: «Sólo está permitido que asistan tres personas por entierro o incineración». Me los envían las autoridades sanitarias, los puedo leer en todos los periódicos y verlos en todas las televisiones, incluso he leído el Boletín Oficial del Estado muchas veces. Pero fíjate, amigo mío, en ninguno de ellos me dicen cuáles son las palabras que debo elegir para contestarte. ¿Sabes qué te digo? Creo que esta maldita pandemia ya ha sido demasiado cruel con vosotros…

Vea el especial de HERALDO "Homenaje a las víctimas aragonesas del coronavirus".

Etiquetas
Comentarios