Despliega el menú
Aragón

Medio Ambiente

La DGA relanzará el plan de depuración del Pirineo con cuatro licitaciones en 2020

La DGA licitará la depuradora de Benasque, donde residen más de 2.000 habitantes, el próximo año

La DGA licitará la depuradora de Benasque, donde residen más de 2.000 habitantes, el próximo año
La DGA licitará la depuradora de Benasque, donde residen más de 2.000 habitantes, el próximo año
Laura Uranga

El Gobierno de Aragón relanzará el plan de depuración del Pirineo con al menos cuatro grandes licitaciones en 2020. El Ejecutivo sacará a concurso la construcción de las depuradoras de Benasque y Panticosa, dos localidades que, pese a su tamaño e importancia turística, siguen vertiendo sus aguas sin tratar. Esta última abarcará cinco enclaves: Panticosa, El Pueyo de Jaca, Escarrilla, Tramacastilla y Sandiniés. También se licitará la planta de Torla y la de Canfranc-Estación.

Todas estas localidades esperan desde hace más de una década la ejecución de las obras del fallido Plan Integral de Depuración del Pirineo, cuyos contratos se rescindieron la pasada legislatura. Para José Ignacio Abadías, alcalde de Benasque, una de las localidades más afectadas por las sanciones de la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE), la noticia es "tremendamente positiva", ya que, en su opinión, "no se entiende" que una población por la que pasan alrededor de un millón de personas cada año siga vertiendo sus residuos al Ésera. "Es muy necesario. Somos de las primeras localidades en las que se tendría que haber construido una depuradora", expuso.

La planta, según explicó, costará alrededor de siete millones de euros y dará servicio hasta a 9.000 habitantes equivalentes. "El proyecto, a cargo del Instituto Aragonés del Agua (IAA), está ya hecho. Ahora estamos en la fase de la obtención de suelos", comentó. Esta estación funcionará por módulos, por lo que en épocas de baja afluencia utilizará uno solo y, en temporada alta, "pondrá el resto en marcha".

Para su entrada en servicio aún no hay fecha, ya que, como recordó Abadías, la evolución de los trabajos dependerá "de la disponibilidad presupuestaria de la DGA". Fuentes de la Consejería de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente confirmaron que el presupuesto contemplado para 2020 permitirá "avanzar" en la redacción de otros proyectos tan importantes como los de Aínsa, Boltaña, Villanúa, Castiello de Jaca, Canfranc-Pueblo, Piedrafita de Jaca, Fiscal, Broto-Oto o Bielsa, plantas que se licitarán "a partir de 2021". Esta también será la fecha de referencia para Cerler y Candanchú, otros de los puntos negros del Pirineo en materia de depuración.

Recientemente, 16 localidades, entre las que se encuentran Laspaúles o Santa Cilia, han obtenido al fin ayudas para depurar sus aguas residuales. Los 10,1 millones de euros de inversión directa contemplados en los presupuestos de 2020 cubrirán las depuradoras actualmente en construcción, las que están en fase de adjudicación y el inicio de las que está previsto licitar durante el próximo año.

En la provincia de Zaragoza, el departamento ha consignado una partida para licitar e iniciar la construcción de las estaciones de Bardena y Pinsoro, ambas en el término municipal de Ejea. También se prevén avances en las de Mas de las Matas, Mazaleón y Castellote, actualmente en fase de ejecución. De acuerdo con el calendario de la consejería de Agricultura, su puesta en servicio se producirá "durante el primer semestre de 2020".

El calendario del Gobierno

La previsión sigue siendo ejecutar antes de 2024 las 19 depuradoras sin construir en aquellas localidades que superan los mil habitantes equivalentes, para lo que se necesitarán 74,2 millones de euros. Estas plantas, apuntaron desde la consejería de Joaquín Olona, se consideran prioritarias por su mayor tamaño y se abordarán a través del IAA mediante contratos de obra con un año de pruebas de funcionamiento.

También se contemplan subvenciones por un total de 46,3 millones hasta 2026 para financiar el resto de depuradoras del Pirineo. Las mismas fuentes recordaron que la puesta en marcha de la estación de Utebo durante la pasada legislatura permitió resolver "el único incumplimiento" que presentaba Aragón por encima de los 15.000 habitantes equivalentes. Pese a los avances, los municipios insisten en "incrementar el ritmo inversor" para acelerar la construcción de las depuradoras restantes y evitar nuevos problemas.

Etiquetas
Comentarios