Despliega el menú
Aragón

aragón

La potencia eólica de Aragón se duplicará solo con el medio centenar de parques en obras

La inversión en curso supera los 2.000 millones y se concentra en media docena de empresas.

Construcción en el término municipal de Azuara de uno de los parques eólicos de Forestalia.
Construcción en el término municipal de Azuara de uno de los parques eólicos de Forestalia.
HA.

Aragón se convertirá en toda una potencia en energías renovables con la inversión milmillonaria en curso. Solo el medio centenar de parques eólicos en construcción, fundamentalmente en la provincia de Zaragoza, casi duplicará la potencia instalada en los últimos treinta años. Los datos oficiales de Red Eléctrica Española (REE) apuntan que en la actualidad hay 1.929 megavatios en servicio, a los que se sumarán en unos pocos meses otros 1.620 que suman los aerogeneradores en un avanzado estado de montaje. Y otros catorce parques que representan otros 533 megavatios estarán en obras en unas semanas, tal y como detalló la Consejería de Industria con la información aportada por las propias empresas a los servicios provinciales de Energía.

Este impulso inversor supera los 2.000 millones de euros y se concentra en media docena de empresas que apostaron por Aragón como consecuencia de las facilidades puestas por la DGA para tramitar los proyectos, tanto de parques eólicos como de plantas fotovoltaicas.

Su decisión de priorizar estas actuaciones, con su declaración de interés autonómico para reducir a la mitad los trámites administrativos, puso a la Comunidad "a la cabeza" y permitió concentrar aquí los proyectos de las subastas estatales de energía renovable. "El resto de autonomías han copiado a Aragón, ya que el Gobierno de Lambán creyó antes que nadie y fue el primero en dar facilidades", destaca el presidente del clúster de la Energía de Aragón, Pedro Machín.

El medio centenar de parques eólicos en construcción suponen la avanzadilla, dado que los proyectos en tramitación en la Administración autonómica suman algo más de 3.900 megavatios. De estos, 2.504 están ya autorizados y los citados 1.620, en obras. Si todos se llegan a ejecutar, la inversión se acercará a los 4.000 millones, según fuentes del sector.

La provincia de Zaragoza concentra la construcción de molinos de viento, que representan una potencia de 1.246 MW, casi el 77% del total. Otros 324,5 megavatios se están desarrollando en Teruel (20%) y los 50 restantes en Huesca (3%). En este cómputo se han incluido dos parques ya acabados, que representan 70 MW.

El mayor impulso corresponde al grupo aragonés Forestalia, que obtuvo derechos para ejecutar más de 1.900 megavatios renovables en las tres subastas convocadas por el Ministerio de Industria entre 2016 y 2017. Y su apuesta fue por concentrar los molinos y placas fotovoltaicas en Aragón.

5.000 megavatios en cartera

Fuentes oficiales de la empresa fundada por Fernando Samper indicaron que la cartera de proyectos en desarrollo es mucho mayor y alcanza los 5.000 megavatios. Para hacer frente a semejante reto, apostó en un primer momento por buscar socios financieros y tecnológicos, lo que le está permitiendo construir 19 parques eólicos que representan 642 megavatios. Los primeros, con una potencia de 175 MW, estarán evacuando energía antes de que acabe el verano.

Como han hecho otros operadores, Forestalia se ha desprendido de otros proyectos ya maduros que suman 709 MW, adquiridos por Repsol y el fondo de inversión danés CIP y cuyas obras comenzarán en unas semanas.

Endesa, a través de Enel Green Power España, es otra de las compañías que apostaron desde un principio por Aragón. Tiene en construcción diez parques en Teruel y Zaragoza, con una potencia de 328 MW, a los que se añadirán otros dos más que representan 42 MW adicionales. Estos forman parte de los 540 que obtuvo la empresa en las subastas estatales. La compañía estima la inversión en Aragón en alrededor de 434 millones y prevé que estén en servicio a finales de 2019.

Esto evitará que pierdan, como otros promotores, los avales millonarios depositados en el Ministerio de Hacienda. Si los molinos y placas no están evacuando entre finales de año y del primer trimestre de 2019 perderán 30.000 euros por megavatio, así como a la percepción del suelo por generación de energía que se garantizaba en las subastas.

Solo el aval puede implicar el 3% de la inversión, pero el presidente del clúster de la Energía de Aragón incidió en que este coste es "asumible" por las empresas por el ahorro en tecnología que ha supuesto retrasar su puesta en marcha. Y sobre la pérdida del suelo de la subasta, incidió en que se "compensa" igualmente con los contratos de compraventa de energía a largo plazo.

La lista de grandes promotores de renovables en Aragón se completa con el también aragonés Grupo Jorge y otros dos gigantes del sector, EDP y Gamesa. A estos se suman otros operadores, caso del conglomerado aragonés Samca, Villar Mir, Acciona o Iberdrola.

La capacidad del sistema

Semejante infraestructura no será un problema para evacuar al sistema eléctrico, tal y como viene asegurando el delegado de Red Eléctrica Española (REE) en Aragón, José Ignacio Lallana. Sus inversiones programadas alcanzarán los 52 millones en tres años para incrementar la capacidad de las líneas existentes. Esto permitirá atender las necesidades de evacuación para los 2.000 MW eólicos y 1.000 MW fotovoltaicos que prevé entren en servicio en Aragón entre este año y el siguiente. "Ahora estamos planificando el periodo 2021-2026 para atender los futuros desarrollos", destacó.

Etiquetas
Comentarios