Aragón

terrorismo 

Francia traslada al etarra Ata, sospechoso de matar a Giménez Abad, a una prisión cerca del País Vasco

El terrorista Mikel Carrera Sarobe, alias 'Ata', cumple cadena perpetua por asesinar a dos guardia civiles en Capbreton y a un policía francés. Este martes fue trasladado desde una cárcel próxima a París hasta otra cercana a Tarbes, en el Pirineo francés. 

El exjefe del aparato militar de ETA Mikel Karikoitz Carrera Sarobe.
EFE

El Gobierno de Francia trasladó este martes al etarra Mikel Carrera Sarobe, alias 'Ata', desde una prisión próxima a París (Reau Sud Froncilien) hasta una más próxima del País Vasco francés, la cárcel de Lannemezan, según confirmó la asociación de presos vascos  Etxerat. Está situada a 280 kilómetros del País Vasco y próxima a la ciudad de Tarbes, frente al Pirineo aragonés.

El preso Mikel Carrera es el sospechoso de haber asesinado al presidente del PP Aragón Manuel Giménez Abad el 6 de mayo de 2001 y la Fiscalía de la Audiencia Nacional ha valorado que va a ser procesado por este atentado al haber cinco testigos que lo reconocieron en la Jefatura Superior de Policía y el hijo menor del político, Borja, que lo acompañaba ese día cuando iba a ver un partido de fútbol en la Romareda, del Real Zaragoza y Numancia.    

En medio vascos este acercamiento se relaciona con la reciente visita del presidente francés, Emmanuel Macron, a Biarritz, y las negociaciones entre el presidente de la Mancomunidad Vasca, Jean-René Etchegaray, y el Ministerio de Justicia que dirige Nicole Belloubet.

El terrorista llegó a ser jefe del aparato militar de ETA, fue detenido en 2010 en Bayona y  cumple dos condenas de cadena perpetua en el Estado francés. La primera sentencia, pronunciada, el 25 de abril de 2013, lo condenó por la muerte de dos guardias civiles en diciembre de 2007 en la localidad francesa de Capbreton y la segunda, en diciembre de 2015, por la muerte, el 16 de marzo de 2010, del policía francés Jean-Serge Nérin.

Recientemente, cinco testigos reconocieron al etarra Ata como presunto autor del asesinato de Manuel Giménez Abad, un hecho que contribuyó, según  la Fiscalía de la Audiencia Nacional, a que su procesamiento por la muerte del político aragonés sea "imparable".

 

Etiquetas
Comentarios