Despliega el menú
Aragón

Aragón, un país de montañas

Cuevas en Aragón para visitar con niños

Este verano os proponemos adentraros en familia en las profundidades de la Comunidad. Un fascinante viaje por las entrañas de Aragón.

La cueva de Las Güixas recibe 30.000 visitantes al año.
La cueva de Las Güixas recibe 30.000 visitantes al año.
Sergio Laburu/Turismo Villanúa

El verano constituye una época ideal para disfrutar de planes con vuestros hijos aprovechando que están de vacaciones. Hacer alguna excursión siempre es una buena opción, y es que Aragón está repleto de atractivos de los que disfrutar con niños: parques de aventura, pozas en las que disfrutar de un refrescante baño, museos, fortalezas… y cuevas.

¿Sabías que Aragón esconde en el subsuelo el segundo mayor patrimonio de cuevas de toda España, con un total de 3.000 exploradas, detrás tan solo de los Picos de Europa? De ellas, algunas están acondicionadas para que el público pueda visitarlas. A continuación recopilamos las más conocidas y aptas para descubrir con niños.

Cueva de las Güixas (Villanúa. Huesca)

Una de las más bellas y misteriosas cuevas de la Comunidad. La magia de esta localidad pirenaica reside en buena parte en este espectacular escenario subterráneo en el que, según la leyenda, se celebraban aquelarres.

La Cueva de las Güixas, que cada año recibe 30.000 visitas, cautiva a quien la visita a través de su impactante interior de estalactitas y estalagmitas. Tiene cerca de treinta mil años de antigüedad y llega a alcanzar los 16 metros de altura.

Y apunta porque este verano, del 28 de agosto al 2 de septiembre, Villanúa celebra la IV Semana de Las Güixas, con un programa muy familiar que incluirá visitas teatralizadas a la Cueva de las Güixas, además de pasacallles, cuentacuentos, espectáculos de magia y mucha animación para sacar a las brujas de su cueva y acercarlas a vecinos y visitantes.

Grutas de cristal (Molinos. Teruel)

El principal atractivo turístico de esta localidad del Maestrazgo turolense son sus majestuosas cuevas, que con sus formaciones atípicas y diversidad de tonalidades cromáticas atraen cada año a aficionados de todo el mundo.

Un entorno espectacular, de formaciones de sal que se materializan en estalactitas y estalagmitas. Pero las Grutas de Cristal tienen un elemento diferenciador en relación a otras cuevas famosas de España, ya que aquí se encuentran las llamadas estalactitas excéntricas, que descienden haciendo auténticas filigranas.

Durante la visita guiada, se muestran las dos salas que contiene la cueva, a la vez que se explica cómo se forman las estalactitas y estalagmitas, la fauna del lugar y la historia de la cueva.

Cueva del Oso (Tella. Huesca)

A las puertas del parque nacional de Ordesa, a 1.600 metros de altitud, se encuentra el yacimiento de osos cavernarios más alto de la península. Una especie que pobló el Alto Aragón hace unos 30.000 años y que destacó por su gran tamaño.

Un guía os acompañará durante la visita a la cueva, lugar de hibernación de estos animales, que se complementa con explicaciones sobre el entorno físico y cultural.

Además de la Cueva del Oso, se puede visitar su centro interpretativo en el que descubriréis cómo vivió esta especie y cómo se han excavado sus restos en este yacimiento.

Una actividad ideal para realizar con niños (a partir de 3 años), por su contenido didáctico, en un entorno incomparable.

Museo Minero de Escucha (Teruel)

Otra forma sencilla de sentir la profundidad de la roca es sumergiéndose en el Museo Minero de Escucha. Una experiencia única en la que los niños podrán experimentar, a 200 metros bajo tierra, cómo es el trabajo de un minero, con maquinaria real recuperada y un tajo natural de carbón, el único que se puede visitar en España.

Etiquetas
Comentarios