Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Web del suscriptor

Salud

Un pico de gastroenteritis y la gripe disparan las atenciones en centros de salud y Urgencias

La presión asistencial crece tras el puente y el Servet atendió este martes por la mañana a cien personas más de lo habitual.

C. Fontenla 03/01/2018 a las 05:00
Hospital Miguel ServetHeraldo

Miles de aragoneses han comenzado el año con una visita a su médico de Familia o incluso a las Urgencias. Los casos de gripe, ya epidémica en Aragón, y un pico de gastroenteritis vírica, acompañada de vómitos y diarreas, han disparado las atenciones durante estos últimos días. La noche del 1 de enero llegó a haber hasta 80 pacientes en los boxes de las Urgencias del Servet y solo este martes por la mañana, el servicio atendió a cien personas más de lo que es habitual.

De momento, tanto profesionales sanitarios como fuentes de este último centro sanitario reconocieron este martes que a pesar de que la presión asistencial es muy alta, de momento, el hospital está absorbiendo bien el incremento de atenciones. Fuentes del Departamento de Sanidad aseguraron, de hecho, que estos días ya se han abierto algunos recursos que se habían cerrado durante estas semanas de Navidad y este martes, el Miguel Servet dispuso 10 camas por la tarde en el Materno Infantil.

Normalmente, la saturación de las Urgencias se produce por la falta de camas para poder ingresar a los enfermos desde estos servicios. Por eso, depende mucho del tipo de paciente que acude y su necesidad de ser hospitalizado. En el Servet, hay que tener en cuenta que, desde que comenzaron las obras para ampliar el servicio de Psiquiatría, muchos pacientes de Medicina Interna, gran parte personas mayores, ingresan directamente en el hospital General de la Defensa (Militar) y, por lo tanto, se dispone de este importante colchón de habitaciones disponibles.

No obstante, fuentes sindicales consultadas lamentaron la elevada "carga de trabajo" que soportan algunos de los trabajadores tanto de las Urgencias como del resto de plantas. La situación es similar en casi todos los hospitales. El Royo Villanova ha registrado problemas durante las últimas semanas. Por ello, los trabajadores pidieron refuerzos para hacer frente a la demanda. Este martespor la tarde allí hubo 62 personas en boxes y la sala de observación llena. El problema se puede agravar hoy si el hospital está lleno y sin camas.

Principales causas

Pero, ¿a qué se debe este incremento de atenciones en las Urgencias y centros de salud en los últimos días? Los expertos achacan este aumento de asistencias a un pico de gastroenteritis vírica, que viene acompañado de diarreas, vómitos e incluso fiebre.

Pero, además, a este pico puntual se ha unido al incremento de casos de gripe en estos últimos días. El boletín epidemiológico de la semana 51 (aquella que comprende del 18 al 24 de diciembre de 2017) informó de una tasa de incidencia de 118,1 casos por cada 100.000 aragoneses. Se superó así el umbral basal y, por lo tanto, los profesionales estiman que ya se ha alcanzado un estado de epidemia.

Esa semana, según el mismo boletín, se comunicaron un total de 187 urgencias por gripe en los hospitales públicos de la Comunidad aragonesa, lo que supone un 1,6 % del total de urgencias atendidas (11.484). Se superó así el umbral basal calculado para las urgencias hospitalarias en un 0,7% del total para la temporada 2017-2018.

En las últimas semanas, el virus predominante era el tipo B, pero en los últimos días se ha registrado un incremento del tipo A. Según estima el mismo boletín, la evolución del virus será creciente las próximas semanas y las afecciones pueden ser más graves. Normalmente, la gripe ataca con más virulencia a los mayores, ya que cuentan con patologías de base que se desestabilizan con la gripe.

Prevención

La mejor manera para prevenir la gripe es la vacunación. La campaña comenzó a finales de octubre y se prolongó oficialmente hasta el 15 de diciembre. En este periodo, solo un 52,6% de los mayores de 65 años se inmunizaron. En 2016 se llegó a vacunar un 56% de esta población y este año se aspiraba a alcanzar el 65%. Aragón ha comprado para esta temporada 255.000 inyecciones para cubrir a todos los grupos de riesgo. Muchos centros de salud cuentan todavía con inyectables para todo aquel que desee protegerse del virus. Otra de las medidas más eficaces para evitar tanto la gripe como la gastroenteritis es un buen lavado de manos. Los profesionales sanitarios recuerdan que este simple gesto ayuda a prevenir muchos contagios.

Demoras para el médico de familia

Conseguir cita con el médico de familia en el mismo día resultaba este martes una tarea prácticamente imposible e incluso algún centro de salud ofrecía consulta con dos días de demora. Un problema que es habitual cuando se concentran varios días de fiesta seguidos, ya que la Atención Primaria deja de funcionar y solo permanecen operativos algunos Puntos de Atención Continuada (PAC). Algunos médicos de Santa Isabel, Arrabal o Cuarte, en Zaragoza, no tienen hueco hasta mañana.

El Departamento de Sanidad ha insistido en varias ocasiones en que ante cualquier problema para conseguir cita a través de internet, los ciudadanos llamen directamente a los centros de salud para conseguir atención médica. De hecho, muchos consultorios cuentan con médico para los casos de Urgencias durante las tardes.

No obstante, esta situación vuelve a poner sobre la mesa la necesidad de potenciar la Atención Primaria para aliviar la presión asistencial en los servicios de Urgencias hospitalarias. Una mejora a la que han aspirado los últimos responsables sanitarios, pero que choca directamente con uno de los problemas más acuciantes de la Comunidad: la falta de médicos.

Según cifras del Servicio Aragonés de Salud, está previsto que cumplan 65 años 390 galenos hasta 2020 y, según cálculos de Sanidad, se producirá un déficit de 86 plazas de especialistas y de 80 facultativos de Familia. De hecho, en la actualidad, ya hay muchas plazas sin cubrir, sobre todo, en centros periféricos. Entre las medidas más inmediatas que se han tomado son la de ampliar voluntariamente la edad de jubilación a los 67 años. Pero también la de intentar mejorar las condiciones laborales de los actuales facultativos para evitar el éxodo a otras comunidades o fuera de España. Una fuga que ha sido muy habitual en los últimos años.





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo