Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

Aragón es la quinta Comunidad en la que más ha subido el precio de los alimentos

Solo Cataluña, Madrid, Galicia y País Vasco superan esta subida durante la crisis. Los cambios en los cultivos y las importaciones explican algunos de estos casos.

Las hortalizas han disparado sus precios en las últimas semanas
Las hortalizas han disparado sus precios en las últimas semanas
JLP

Durante enero, e incluso todavía en este mes de febrero, los consumidores aragoneses que se dirigen a los supermercados han encontrado a un precio disparado los vegetales y hortalizas que solo unas semanas atrás encontraban hasta cinco veces más baratas en algunos casos. Esta situación, que se debe a las heladas por la ola de frío, es el último ejemplo sobre cómo pequeños factores pueden alterar por completo los bienes de primera necesidad de todos los hogares.

Aunque de forma global el precio de los alimentos se ha mantenido bastante estable durante los últimos años, su precio en Aragón se ha elevado de media un 15% en los últimos diez años. Esta subida, supone que Aragón sea la quinta autonomía en la que más se han encarecido los productos básicos, solo por detrás de Cataluña, Madrid, Galicia y País Vasco.

Aunque el aumento de los precios a la hora de ir a hacer la compra pueda parecernos menor en relación a lo que han subido otros productos, hay que tener en cuenta que durante estos años el salario medio y las rentas de muchas familias se ha congelado o ha disminuido.

Variaciones precios alimentos Aragón
Variaciones precios alimentos 2

Patatas o aceite lo que más suben; leche o carne de ovino lo que más baja

En estas variaciones en la cesta de la compra, la patata, que ha ido aumentando su precio a un ritmo de un 5% anual cada año, es lo que más ha subido. Le sigue también el aceite, el pescado congelado o fresco y otros productos como la fruta fresca (20% desde 2007) o las hortalizas.

Por su parte, hay otra gama de productos que se han mantenido prácticamente estables, como la carne de cerdo, la de ave (fundamentalmente pollo), o la leche y la carne de ovino como el cordero, que anota el descenso más acusado según los datos del IPC, donde acumula un descenso del 14% en los últimos diez años.

Detrás de todas las alteraciones en los precios están sin embargo muchos factores que van más allá de su elaboración y cultivo. El IPC en España llevaba casi dos años a la baja hasta septiembre de 2016, momento en el que se anotó su primera subida en 14 meses. El dato sin embargo estaba condicionado por el precio bajista del petróleo, que arrastraba otros muchos elementos.

Además, hoy en día los precios de muchos cereales que se utilizan como pienso juegan un papel más en los mercados de valores, según explica José Manuel Penella, secretario general de la Unión de Agricultores y Ganaderos de Aragón. “Los 'commodities' alimentarios son un elemento del mercado global, que además se ve influido por cuántos cereales se utilizan para generar biodiesel y otros factores. Esto ha hecho que en los últimos años el pienso y otros gastos de producción para los agricultores se hayan elevado considerablemente”, señala.

Cambios en los cultivos, e importaciones y exportaciones

Con todo, los cambios en los cultivos que ha tenido el campo aragonés en las últimas décadas también responden en parte a este cambio en los precios. Aragón cuenta a día de hoy con un campo fundamentalmente cerealista. En los últimos 20 años, según los registros de la DGA, se han perdido unas 10.000 hectáreas de hortalizas en la Comunidad. Un panorama en el que también tiene mucho que ver la despoblación y el escaso relevo generacional.

“Los campos de hortalizas y vegetales son los que, con una pequeña extensión, más rentables pueden ser para un agricultor. Sin embargo, en Aragón el escaso relevo generacional hace que cada vez sea un agricultor el que mantenga más tierras, y ahí es más rentable producir grandes extensiones de cereal”, explica Penella.

Aunque a día de hoy a nivel de precio para el consumidor dé prácticamente igual que en un mercado de Zaragoza se vendan hortalizas cultivadas en Murcia o en un campo aragonés, la falta de un mercado de proximidad sí que puede hacer que el coste de los alimentos sea más voluble. La prueba más reciente está en las pasadas semanas de enero en la que el precio de algunos productos se llegó a quintuplicar por las heladas.

“En los últimos años ha existido una campaña muy marcada por fomentar los productos de la huerta zaragozana desde el Ayuntamiento y otras instituciones, pero lo cierto es que agricultores de verduras y hortalizas profesionales quedamos apenas unas treintena en el entorno de la capital. En mi caso, que cultivo borraja, las nieblas hicieron que la producción se haya retrasado, y por lo tanto haya aumentado su precio, pero aquí no hemos sufrido nevadas tan severas y de haber tenido una producción mayor y más variada quizá podríamos haber ofrecido productos a mejor precio”, señala José Manuel Calle, presidente de la Asociación de Hortelanos y Productores de Zaragoza.

La almendra, uno de los productos que más ha crecido en Aragón en los últimos años al calor de los buenos precios, también tiene un particular viaje de ida y vuelta. Aragón es en la actualidad el mayor productor de este fruto seco en España, que a su vez es el tercer productor mundial. Sin embargo, y a pesar de este dato, nuestro país también es el mayor importador de almendra desde California. ¿El motivo? La almendra aragonesa por su calidad se vende a un mayor precio, así que muchas veces encuentra mejor salida en otros países, mientras que en los supermercados españoles se vende con mayor facilidad la californiana.

Leche o pollo, productos que no han subido para el productor, pero sí en los lineales de los supermercados

Con todo, y a pesar de que de forma general el precio de los alimentos ha aumentado, hay algunos productos donde los agricultores denuncian que no lo ha hecho de forma correlativa para los productores.

La leche es uno de estos alimentos básicos que apenas ha variado su precio en origen en algo menos de una década, según los datos que maneja el Índice de Precios del sindicato COAG. El litro de leche de vaca se paga actualmente a 0,31 céntimos en origen, el mismo que en 2009, una situación que ha hecho que en Aragón por ejemplo la mayoría de estas explotaciones hayan desaparecido.

De forma idéntica ocurre con el pollo, acusado de ser uno de los productos reclamo en el supermercado. Su precio no ha variado apenas en origen ni de cara al consumidor durante la crisis, pero sus costes de producción, como pienso o el combustible para dotar de calor a las granjas, ha seguido subiendo como marca el IPC.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión