Sociedad

Tercer Milenio

Tercer Milenio

¿POR QUÉ ME PASA?

Por qué bostezo por las mañanas

Un mensajero químico madrugador explica los bostezos matinales, pero ¿sabías que en invierno se nos abre más la boca que en verano?

Descubre qué neuronas activan el bostezo
Descubre qué neuronas activan el bostezo
Simon Law

Tu mandíbula se contrae involuntariamente con fuerza y la boca se te abre de par en par. Tus ojos se cierran solos. Los pulmones inhalan y exhalan aire con brío, emitiendo un sonido gutural característico. Esa es la secuencia de movimientos involuntarios que llamamos bostezo. Y las encargadas de activarla son las neuronas del núcleo paraventricular del hipotálamo. Pues bien, resulta que esas neuronas liberan un mensajero químico llamado hormona adrenocorticotropina (ACTH), que al parecer alcanza un pico máximo entre las 7 y las 9 de la mañana. De ahí que los bostezos se concentren cuando estamos recién levantados.

Para colmo, por las mañanas fluye a raudales la popular hormona del amor, la oxitocina, que también tiene un potente efecto inductor del bostezo. Esa misma hormona es la culpable de que, en ocasiones, estar con la persona amada nos hace bostezar. Nada que ver, por cierto, con el aburrimiento.

Otra cosa que quizás hayas notado es que en invierno se te abre más la boca que en verano. Tiene una explicación. Según comprobó Andrew Gallup, investigador de la Universidad de Princeton (EE. UU.), bostezamos más cuando la temperatura externa es más baja que la temperatura corporal. Y eso da pábulo a la hipótesis termorreguladora del bostezo, que plantea que el bostezo responde a la necesidad de enfriar las neuronas. Asegura que, como los ordenadores, el cerebro funciona mejor cuando está frío. Que sobrecalentarse le viene mal.

Al bostezar, el estiramiento de la mandíbula hace que se expandan y contraigan las paredes de los senos maxilares, unas cavidades situadas en nuestros pómulos que, al llenarse de aire más frío, permiten que la temperatura del cerebro descienda, según explicaba el investigador en la revista 'Medical Hypotheses'. Claro que eso solo sirve en la estación fría. Si el aire exterior es caliente, como sucede en pleno estío, bostezar tiene poco sentido.

-Ir al suplemento Tercer Milenio

Etiquetas
Comentarios